24.000 hectáreas de arroz se tratarán este año en Extremadura contra la plaga de la pudenta

0
9

       Por ello, presentó un plan para lograr que la Consejería de Agricultura declarara oficial la campaña contra la pudenta del arroz, para que sea obligatorio el tratamiento fitosanitario para todos los productores de arroz de la región y para que se realice de forma conjunta y en una misma fecha con el objetivo de conseguir una mayor eficacia contra esta plaga.

     Dicho plan contempla la realización de aplicaciones aéreas de producto fitosanitario con materia activa cipermetrina sobre las explotaciones dedicadas al cultivo de arroz en Extremadura en esta campaña, utilizando medios aéreos guiados por GPS y siempre respetando zonas vulnerables y sensibles como son las proximidades de cauces de agua y las zonas habitadas.

El sector deberá asumir el coste y abonaro antes del 20 de agosto

    El sector arrocero extremeño asumirá el coste del tratamiento, debiendo abonarlo antes del próximo 20 de agosto para lo que pueden contar con el asesoramiento de todas las cooperativas de arroz de la región.

     El plan de actuación contra la plaga de la pudenta del arroz contempla también la posibilidad de que los agricultores que no deseen realizar el tratamiento aéreo puedan llevar a cabo un tratamiento terrestre con Etofenprox, única materia activa autorizada para este medio, siempre en las mismas fechas que en las que se lleve a cabo la campaña aérea.

     En cualquier caso, todos los agricultores deben guardar la documentación que acredite la realización de este tratamiento fitosanitario, ya que se establecen importantes sanciones ante su incumplimiento.

     Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura dirigirá y ejecutará esta campaña contra la pudenta del arroz, que se llevará a cabo con la supervisión del Servicio de Sanidad Vegetal de la Consejería de Agricultura y la colaboración de los técnicos de las Atrias de arroz, en su mayor parte de las cooperativas socias de Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura.

      No en vano, la unión cooperativa representa mayoritariamente al sector arrocero de la región, ya que integra a un total de 31 cooperativas de arroz que aglutinan alrededor del 70% de la producción de arroz de la región.