Alcaldes de los Serranos piden pensar más en personas y menos en los pinos

0
9

EFE.- Así se lo han trasladado al presidente de la Diputación de Valencia, Alfonso Rus, que ha visitado hoy los trabajos de recuperación en las zonas afectadas por el fuego, y donde ha anunciado que la Corporación provincial destinará 50.000 euros en ayudas a cada uno de las poblaciones afectadas.

El alcalde de Chulilla, Enrique Silvestre, ha afirmado estar "cansado de los pinos", y ha recordado que en estos municipios los que viven son personas "que se van" porque aquí se encuentran con "una situación difícil y complicada".

"Pido que se escuche mi voz y que se auxilie a los que están aquí todavía para que salgan adelante", ha declarado Silvestre, que ha reclamado ayudas para la agricultura y para el balneario de Chulilla, donde trabajan 45 personas y que está ubicado en uno de los parajes más calcinados por el fuego.

"Si las personas tienen un futuro en esta comarca seguramente los pinos tendrán un futuro asegurado", ha concluido.

El alcalde de Pedralba, Roberto Serigó, ha reivindicado un cambio en la política forestal con una vuelta a los sistemas más tradicionales, recuperando los cortafuegos o permitiendo que el ganado entre en los bosques "y se coma el montebajo" y así reducir el riesgo de incendios.

Por su parte, el alcalde de Gestalgar, Raúl Pardo, ha defendido que el monte "tiene que estar vinculado a los vecinos", ya que en la actualidad "se ha protegido de tal manera" que se ha convertido en "un problema" en lugar de "una oportunidad de futuro".

El presidente de la Diputación ha recogido la reivindicación de los alcaldes y ha señalado que aunque el ecologismo "es muy importante, la vida, los paisajes y el entorno de los pueblos lo son más, porque representan a las personas".

Rus ha explicado que la obligación de la Diputación es "ayudar a los ayuntamientos" en los problemas que tienen, como es el caso de las carreteras, donde se invierte una media de 50 millones de euros anuales en actuaciones como la que se aprobará el próximo martes para el municipio de Gestalgar, ha anunciado.

Asimismo, ha indicado que los 150.000 euros que se ahorrará la Corporación con la paga extra de Navidad de los diputados se ha destinado a la limpieza del cauce del río Turia en los municipios afectados por el fuego, asumiendo una tarea que inicialmente era de la confederación hidrográfica.

Las brigadas forestales de la Diputación están trabajando en la reconstrucción de la zona que fue arrasada entre el 23 y el 30 de septiembre por el incendio forestal declarado en el municipio de Chulilla y que afectó a las localidades de Bugarra, Gestalgar, Llíria, Pedralba y Sot de Chera.