Argentina rechaza las trabas de España a la importación de biodiesel

0
19

EFE.- La asociación de productores de biocombustibles de Argentina, principales proveedores extranjeros de biodiesel en el mercado de España, rechazó hoy por "infundado" un proyecto del Gobierno español para "frenar" las importaciones de ese combustible.

La cámara empresarial remarcó además que tal proyecto ha sido "objetado" por la Cancillería y los Ministerios de Agricultura y de Planificación de Argentina, que presentaron "argumentos para evitar la introducción de esta restricción" al comercio de combustibles.

Sostuvo que el Ministerio de Industria y Comercio de España analiza un proyecto que establece "cuotas de producción y comercialización únicamente" para plantas instaladas en territorio español, "restringiendo el ingreso de biodiesel desde terceros países".

Argentina "es el primer abastecedor externo de biodiesel del mercado español", con exportaciones por 516 millones de dólares en 2010, el equivalente al 23 por ciento del total de las ventas del país sudamericano al europeo, indicó la Cámara Argentina de Biocomubustibles en un comunicado.

"Las razones que España esgrime para prohibir el acceso de biodiesel son infundadas, no existen prácticas desleales en nuestras exportaciones", aseguró Victor Castro, directivo de la asociación empresarial.

"España no puede cerrar el mercado sin razón fundada, de hacerlo tendría que rendir cuentas ante la Organización Mundial de Comercio" (OMC), advirtió.

Castro sostuvo que el Gobierno español "quiere cerrar la importación y comprar a Argentina el aceite para producir allá el biodiesel", cosa que "va en contra" de la política de las autoridades argentinas a favor de la producción local de manufacturas con mayor valor agregado.

"Cuando tenemos un producto con mayor industrialización, hay países que no nos dejan crecer", puntualizó.

Insistió en que "no existe una base técnica" para que España restrinja las importaciones de biocombustibles y por tanto esas trabas "violarían" las normas de OMC.

La industria argentina de biocumbustibles no recibe subsidios ni financiación "accesible" para su desarrollo, "por lo que todas las inversiones son de riesgo", subrayó luego de indicar que desde 2007 se han decantado unos 700 millones de dólares en plantas para producir ese tipo de combustibles.