Arias Cañete se despide de sus homólogos europeos en su último Consejo de UE

0
14

EFE.- “Éste es mi último consejo de ministros”, confirmó Arias Cañete a la prensa a su llegada a la reunión en Luxemburgo.

Los Veintiocho debaten hoy un informe de la Comisión Europea (CE) que analiza la regulación del sector de frutas y hortalizas.

“A mí todavía no me han cesado, yo vengo al consejo de ministros a hablar de las frutas y hortalizas y a defender a ese sector español, a hablar del sector lácteo y a defender a los ganaderos españoles”, afirmó el ministro.

Este punto de la agenda es relevante para España, que en 2012 fue tercer exportador a nivel mundial de productos hortofrutícolas, tras registrar un aumento del 6 % en volumen, hasta 11,1 millones de toneladas, y del 13 % en valor, con 9.640 millones de euros.

Ese sector tiene una normativa específica dentro de los mercados comunitarios, ya que se basa en la autogestión por parte de las organizaciones de productores, quienes se encargan de gestionar emergencias o introducir mejoras a la competitividad, por ejemplo.

El aún ministro español destacó que dejará su cargo “después de una temporada apasionante en esta legislatura, en la que ha habido consejos complicados porque la defensa de los intereses españoles en la reforma de la Política Agraria Común (PAC) y la Política Común Pesquera ha sido laboriosa, constante, ha requerido mucho esfuerzo”.

Arias Cañete aseguró que aprovechará la ocasión para despedirse de sus homólogos y de los comisarios europeos de Agricultura, Dacian Ciolos, y de Pesca, Maria Damanaki, a los que además agradece “la colaboración que han tenido y la sensibilidad con los problemas de España y las largas noches que hemos pasado juntos en la búsqueda de soluciones”.

“Es un día emocionalmente importante”, enfatizó.

Preguntado por el momento en que dejará el cargo de ministro, aseguró: “No lo sé… He puesto mi cargo a disposición del presidente del Gobierno”, pero en cualquier caso dejó claro que “éste es mi último Consejo sin duda porque el próximo ya es en la campaña electoral”.

Arias Cañete subrayó que España “es un país muy agrario y es un país pesquero” y que “no hay ninguna comunidad autónoma en la que no haya producciones agrarias importantes”.

“Hemos hecho lo que teníamos que hacer, defender a España, defender la agricultura española, darle la vuelta a una reforma de la PAC que era radicalmente contraria a los intereses españoles, pactar con todas las comunidades autónomas el tipo de reforma que queríamos”, indicó.

En su opinión, “se han hecho las cosas razonablemente bien”, por lo que dijo estar “satisfecho”.

Confió en que “los electores lo valorarán”, en especial los agricultores y ganaderos, “que saben lo que les venía y saben lo que tienen ahora”, así como el sector pesquero, que “sabe cómo se le ha defendido cuando ha habido que negociar cuotas y lo complicado que es distribuirlas luego en España”.

Arias Cañete aseguró que en su campaña hablará “mucho de agricultura, de ganadería, de pesca, de medio ambiente, de los temas que en la Unión Europea se deciden”, al tiempo que recordó que la partida agraria “sigue siendo la más importante del presupuesto comunitario”.

Descartó cualquier crítica sobre si hace campaña electoral mientras aún ocupa su cargo, ya que aseguró: “A mí todavía no me han cesado” y “mi obligación en este momento es hacer esto”.

“En este momento coincide que soy ministro y candidato, pero creo que a España hay que defenderla en todos los ámbitos de responsabilidad”, comentó.

Agregó que “cuando el presidente del Gobierno nombre sucesor o sucesora, me dedicaré a tiempo completo a la campaña”.

Preguntado sobre si preferiría un cargo de comisario en Europa o de eurodiputado, Arias Cañete afirmó: “Yo vengo a ganar las elecciones, a trabajar para que haya un grupo del PP español muy importante en las filas del PP europeo”.

“En este momento mi cabeza está en las elecciones y no en metas posteriores”, apuntó.

Sobre su sucesor o sucesora, Arias Cañete señaló que le gustaría “que conociera muy bien el ministerio, la PAC, la política europea de Medio Ambiente y que desarrollara todos los proyectos que hemos hecho en este ministerio”.

“Uno puede tener las preferencias que pueda tener, pero es el presidente del Gobierno el que decide”, concluyó.