El presidente de Asaja Extremadura, Ángel García Blanco, ha anunciado que prevén cortar en Semana Santa carriles de la Autovía de Extremadura (A-5) para exigir que haya ayudas a los ganaderos de bovino y caprino afectados por la tuberculosis, y que, así, puedan resarcirse de sus pérdidas.

En una rueda de prensa en Mérida este jueves se ha referido así al hecho de que el Pleno de la Asamblea haya aprobado este mismo jueves instar a la Junta a crear una ayuda “de mínimis” para los productores que están afectados por la aplicación de programas sanitarios.

Denuncia “la sinrazón” del Gobierno regional, ya que “matar vacas y cabras no es una solución”

Según el dirigente agrario, es satisfactorio que el PP, Podemos y Ciudadanos (C’s) hayan aprobado esta iniciativa parlamentaria, de los populares, para que los ganaderos afectados puedan recuperarse en parte en su pérdida de patrimonio.

Por contra, ha continuado, ante “la negativa y la sinrazón” del Gobierno regional en esta cuestión su organización pretende cortar el próximo día 12 de abril carriles de la Autovía de Extremadura (A-5) en Navalmoral de la Mata (Cáceres) y la vía que une Valencia de Alcántara (Cáceres) con Portugal.

Se trata, ha subrayado Blanco, de protestar ya que “matar vacas y cabras no es una solución”.

También ha dicho que es posible que tengan que recurrir a los tribunales de Justicia ya que la Delegación del Gobierno en Extremadura de momento les ha prohibido llevar a cabo cortes en la A-5, a lo que ha añadido que “es mejor negociar ya que, si no, la vamos a tener peor”. Blanco ha señalado que el derecho a la manifestación está recogido en la Constitución.

La asamblea aprueba pagar 50 euros por vaca y 30 por cabra a todos los positivos con un máximo de 5.000 euros

En cuanto a lo aprobado por la Asamblea, ha explicado que todo ganadero a cuyos animales se les haya marcado en 2016 de una forma positiva recibiría 50 euros por vaca con un límite de 5.000 euros y 30 por cabra, con la misma limitación.

A su juicio, esto es “ridículo” ya que sólo habría 2,1 millones para las 976 explotaciones de vacuno afectadas y otros 750.000 para las de caprino.

Ha añadido que la activación de estas ayudas corresponde a la Junta y que la parlamentaria del PSOE María Teresa Macías, que se ha opuesto a la propuesta parlamentaria, “desconoce la realidad y la legalidad de este tipo de ayudas”.

En este sentido, ha argumentado que no se trata de apoyos a la producción sino para paliar los daños en el patrimonio.

“Vamos a ser la mosca que va a estar dando vueltas alrededor de las cabezas de la consejera de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio, Begoña García, y del presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara, para que esta Propuesta de Impulso de la Asamblea sea una realidad”, ha señalado.

Hasta ahora, según Blanco, la Junta “no ha puesto ni un duro” para luchar contra la turberculosis bovina y caprina sino sólo para la sanidad animal, y “hay empresas que se forran a costa de los Presupuestos regionales”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here