Asaja prevé cosecha de cereal un 15 % inferior a la media por las lluvias

0
4

EFE.- En un comunicado, Asaja Sevilla con motivo de una jornada sobre el cereal, celebrada en Huévar del Aljarafe (Sevilla), ha informado de que la producción nacional de cereales será de 18.240.000 toneladas, frente a las 16.416.000 toneladas de pasada campaña.

De esta cantidad, 6.800.000 de toneladas corresponden a la cebada (un 13 % más que en la pasada campaña), 4.200.000 de toneladas serán de maíz (igual que el año anterior) y 1.400.000 de toneladas corresponden a otros cereales (un 22 % más que la pasada).

En cuanto a los trigos, la cosecha nacional de trigo duro, variedad de la que la provincia de Sevilla es la primera productora de España, se estima una producción nacional de 800.000 toneladas, casi el doble de la pasada campaña, en la que se cosecharon 443.000 toneladas, aunque por debajo de la cosecha media, que se acerca al millón de toneladas.

Sin embargo, en Andalucía la cosecha se ha visto afectada por las precipitaciones registradas, muy abundantes especialmente durante el mes de marzo, y muy mal repartidas, lo que ha provocado pérdida del abonado, proliferación de enfermedades y malas hierbas y anegamiento de las zonas más bajas a las que no se ha podido acceder para tratar a tiempo el cultivo.

Según ASAJA-Sevilla, estos factores, unidos a los bruscos cambios de temperatura, han provocado mucha heterogeneidad en las plantaciones, existiendo zonas con buenos rendimientos y otras zonas donde el cultivo se ha perdido por completo por encharcamiento.

Así, en Andalucía la producción se calcula en 569.000 toneladas de trigo duro, mientras que en la provincia de Sevilla será de 234.000 toneladas en esta campaña

En cuanto al trigo blando, la producción nacional sube ligeramente, con 5.040.000 toneladas frente a las 4.650.000 de la pasada campaña.

La cosecha andaluza será de 426.000 toneladas, mientras que en la provincia de Sevilla la producción será de 235.000 toneladas.

El incremento en la producción de trigos respecto a la campaña anterior se debe a que la cosecha del año pasado fue testimonial debido a la sequía, pero los rendimientos siguen siendo bajos respecto a un año normal, a lo que hay que sumar que en esta campaña los trigos han tenido superiores costes de producción, ha apuntado Asaja.

En cualquier caso, se espera una estabilidad respecto a las actuales cotizaciones de los cereales, por lo que en conjunto las explotaciones pueden obtener cierta rentabilidad.