ASAJA Sevilla insta a al PE y la CE a respetar la singularidad de la agricultura española

0
462

   Esta complementación de criterios que, además de ser viable técnicamente, figura en la “Propuesta de posición común para la Reforma de la PAC Horizonte 2020” que suscribió el Ministro de Agricultura, Miguel Arias Cañete, con los consejeros de Agricultura de las 17 comunidades autónomas, puede permitir que las ayudas sigan ajustándose a las realidades productivas de cada comarca, salvando con ello no solo al sector productor, sino a todo el entramado socioeconómico de dichas comarcas, de manera que se mantenga el mapa productivo español sin grandes convulsiones. De lo contrario, la agricultura más productiva de España, y singularmente la agricultura andaluza, entraría en “un coma profundo” con graves consecuencias para la economía y el empleo, según se señala en un comunicado y en su página web.

   La próxima semana se cierran los encuentros trilaterales entre la Comisión Europea, el Consejo de Ministros de Agricultura y el Parlamento Europeo, y si todo sale como tiene previsto el presidente de turno del Consejo de Ministros y ministro de Agricultura de Irlanda, Simon Coveney, la reforma puede quedar definitivamente aprobada en el último Consejo de Ministros bajo presidencia irlandesa, que se celebrará en Luxemburgo los días 24 y 25 de junio.

   Desde que en 2010 se conocieran las primeras filtraciones oficiosas de la propuesta de reforma de la PAC, ASAJA ha mantenido una actitud muy activa, siguiendo cada una de las fases de este debate y aportando ideas, análisis y más de un centenar de alegaciones a los reglamentos de reforma.

   Asimismo ASAJA-Sevilla ha mantenido una veintena de encuentros a todos los niveles con los responsables de la Comisión, el Parlamento y el Consejo a quiénes ha planteado los argumentos por los que rechazamos algunos de los aspectos más lesivos de la propuesta de reforma y ante quienes hemos expuesto las peculiaridades de nuestra agricultura, que sólo encontrará un encaje adecuado en la nueva PAC si se flexibilizan los criterios de convergencia para permitir que los pagos se ajusten a las necesidades de cada productor.