Asaja Sevilla y Caja Rural premian la visión más infantil del mundo rural

0
31
   Cerca de 600 niños de Sevilla y su provincia han participado este año con sus dibujos, en los que han aportado no sólo su arte sino algo aún más valioso, una peculiar visión infantil de nuestro mundo rural que devuelve la ilusión por esta profesión, que, a pesar de las dificultades, no sólo sigue llena de vida, sino que continúa llenando de vida a toda la sociedad, siendo hoy día más necesaria que nunca.
 
   El acto de entrega de premiostuvo lugar el martes 11 en el salón de actos de la sede de la Fundación Caja Rural del Sur. Durante la presentación del acto, el técnico de Asaja-Sevilla, Juan Bilbao, felicitó a todos los pequeños artistas y deseó que esta tradicional iniciativa cultural les haya servido de estímulo y les haya ayudado a conocer la realidad del mundo agrario, ya que, como explicó, “hay muchos niños que creen que la leche viene de los supermercados”.
   Bilbaolamentó la ausencia del presidente del jurado, el pintor Antonio Milla, que aquejado de problemas de salud, no pudo asistir a la entrega de premios, y aprovechó su intervención para desearle una pronta mejoría y agradecerle su entrega, durante tantos años, a este concurso.
   Tras sus palabras, tuvo lugar la entrega de premios para un total de dieciocho niños, con edades comprendidas entre los 5 y los 13 años, correspondientes al 1º, 2º y tercer ciclos de primaria, pertenecientes a cinco colegios de Sevilla (El Buen Pastor, San Francisco de Paula, Entreolivos, Santa María y Luisa de Marillac), y a dos de la provincia (Posadas Carvajal, de Huévar del Aljarafe, y Nuestro Padre Jesús, de Aznalcázar).
   Los ganadores de los primeros premios del concurso en esta XXII edición han sido Julia Ramírez Rodríguez, de primer nivel; David Bouma Torres, del segundo nivel, y María Begoña Martínez Crehuet, del tercer nivel. Cada uno de ellos ha recibido una bicicleta de montaña y un equipo completo de pintura.
   Los segundos, terceros y accésit recibieron también un equipo completo de pintura, en merecido premio por su valiosa perspectiva sobre la profesión del agricultor y el ganadero.
   Los trabajos premiados serán expuestos en los stands de Asaja durante la celebración de ferias y exposiciones en las que la organización participe.