Si recientemente los agricultores leoneses criticaban la gestión de Azucarera en esta campaña y la preocupación de los productores por los descuentos, este viernes la compañía lanza un comunicado en el que explica cómo está yendo la segunda parte de la campaña y cómo ha asumido 500.000 euros en costes adicionales.

La segunda parte de la campaña remolachera en la fábrica de Azucarera en La Bañeza (León) avanza a buen ritmo y ha alcanzado 60.000 toneladas molturadas, según la nota emitida por la compañía. Tras las lluvias continuadas que se produjeron durante marzo y obligaron a posponer la reapertura, el segundo periodo de campaña iniciado el pasado 24 de abril ha permitido completar los arranques en unas 1.400 hectáreas.

Así pues, explica que en esta segunda fase, Azucarera ha asumido 500.000€ de costes adicionales para responder a su compromiso de adaptarse a las necesidades de los agricultores.

PREVÉ UN total de más de 543.000 toneladas recibidas en la fábrica de La Bañeza, siendo la superficie total contratada de 6.671 ha

Con el objetivo de aunar esfuerzos de todos los agentes implicados, la decisión de dividir la campaña en dos periodos se tomó de forma colegiada por parte de la compañía y las organizaciones agrarias ASAJA, COAG y UPA en la mesa de fábrica celebrada el 13 de noviembre de 2017 en La Bañeza. Asimismo, durante el primer periodo de campaña se contactó con todos los agricultores y se ofreció la oportunidad de arrancar en la primera fase, apostando la mayoría por las dos campañas.

“Si la situación meteorológica continúa estable, la fábrica de La Bañeza, que cerró el primer periodo de molturación el 19 de diciembre con 405.326 toneladas de remolacha, finalizará la campaña entorno al 14 de mayo”, estiman desde la empresa.

Azucarera sitúa la previsión de aforo para este segundo periodo en 130.000 toneladas de remolacha – a las que se sumarán 8.000 t procedentes de la zona de Miranda de Ebro-, para alcanzar así un total de más de 543.000 toneladas recibidas en la fábrica de La Bañeza, siendo la superficie total contratada de 6.671 ha.

Igualmente expone que durante la segunda fase de campaña, las medias de descuento se han situado en el 10,7% incluyendo las recepciones de Miranda y en el 10,48% si solamente se tienen en cuenta las toneladas de la zona de La Bañeza. En cuanto a la polarización, se han alcanzado los 16,5 grados de media con más de 100 entregas con polarizaciones superiores a los 19 grados.

La remolacha es un cultivo rentable y con beneficios agronómicos para el agricultor

Hasta la fecha, las siembras de la campaña 2018/2019 han alcanzado una superficie de 2.600 hectáreas en la zona de La Bañeza. Aunque fueron interrumpidas por las lluvias, se espera que las siembras se reanuden durante los próximos días y la situación de los embalses hace prever una buena campaña de riegos a diferencia de la campaña anterior.

Según Salomé Santos, directora agrícola de Azucarera, “tal y como se acordó con las organizaciones agrarias, en el segundo periodo de molturación en La Bañeza estamos haciendo esfuerzos económicos y operativos importantes para que la campaña 2017/2018 finalice con la máxima satisfacción y rentabilidad posible para los agricultores. Asimismo, esperamos que las mismas dificultades meteorológicas que han incidido en el principio del periodo de siembras permitan, gracias a la situación de los embalses, que la apuesta de los cultivadores por la remolacha se intensifique durante los próximos días y semanas. La remolacha es un cultivo rentable y con beneficios agronómicos para el agricultor. Gracias a la incorporación de nuevas zonas y nuevos agricultores, y a la implantación de novedades agronómicas, seguiremos mejorando la eficiencia de las explotaciones y la rentabilidad. Por eso somos optimistas de cara a la próxima campaña”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here