Barreda dice que la viña y el vino son el presente y futuro y FENAVIN es clave para conseguirlo

0
2

JUNTA DE CASTILLA LA MANCHA.-El presidente regional aseguró que la Estrategia regional del Vino, aprobada por el Ejecutivo autonómico, “no son solo palabras, pues cuenta con 1.416 millones de euros hasta el año 2020”. Un plan aprobado con el consenso del sector pues, como destacó, “no acepto que haya ningún tipo de despotismo ilustrado, con democracia la fórmula tiene que ser todo para el pueblo pero con el pueblo”, y en este caso, “todo para los viticultores y desde luego con ellos”.

El presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, aseguró hoy en Ciudad Real que la viña y el vino “no son cosa del pasado sino del presente y del futuro” y ferias como la Feria Nacional del Vino (FENAVIN) “son absolutamente claves para alcanzar todos los objetivos que perseguimos en esta región” en materia vitivinícola.

De esta forma Barreda se dirigía a todos los representantes del sector, bodegas, cooperativas, organizaciones agrarias así como administraciones y participantes de la Feria que hoy asistían a su inauguración oficial.

El jefe del Ejecutivo autonómico señaló la importancia trascendental que tiene la viña y el vino para Castilla-La Mancha. “La palabra vida está formada en un 75% por la palabra vid, basta añadir una letra más la “a” para que surja la vida, y eso que es así en el lenguaje, es igual en la realidad de nuestra región porque el 75% de nuestra realidad socioeconómica tiene que ver con la viña y el vino”. De esta forma, hacía un reconocimiento a un sector que es fundamental tanto desde el punto de vista económico, social como demográfico, porque “allí donde hay viña hay población”, aseveró.

En este sentido, se refirió a la Estrategia Regional del Vino y los Productos derivados de la Uva, que el Gobierno regional aprobó la pasada semana. “Una Estrategia que no son solo palabras, pues cuenta con 1.416 millones de euros hasta el año 2020” para conseguir que las explotaciones sean rentables “ya que si no es así, no tendremos agricultores y ellos deben ser los verdaderos protagonistas del plan”, indicó.

En este punto, destacó el consenso alcanzado para su aprobación, “un ejemplo más de gobernar de la mano de la sociedad”, pues como subrayó “no acepto que haya ningún tipo de despotismo ilustrado, con democracia la fórmula tiene que ser todo para el pueblo pero con el pueblo”, y en este caso, “todo para los viticultores y desde luego con ellos”.

Asimismo, enfatizó que “nadie sabe más del sector ni está más interesado en hacer bien las cosas que ellos mismos y, por tanto, lo lógico y eficaz es diseñar estos planes dialogándolos, pactándolos y consensuándolos con el sector como me gusta hacer siempre.”

“Debemos ser los que más vendemos”

Como explicó el presidente, la Estrategia se desarrollará en cinco líneas fundamentales de actuación. Así, en cuanto al funcionamiento de la cadena de producción, se va a proceder a la creación de una Interprofesional del Vino de Castilla-La Mancha en 2012; también a la creación de un observatorio del vino ese mismo año, así como la puesta en marcha de un sistema de información de mercados.

En lo referente a la posición de nuestros vinos en los mercados de destino, “nos marcamos como objetivos aumentar nuestras exportaciones hasta el año 2020, de forma que lleguen a representar el 70% de nuestra producción, lo que significaría incrementarlas hasta los 1.400 millones de litros”, enfatizó el presidente. Asimismo, pretende conseguir que el 50% de esos 1.400 millones de litros se destinen a países de fuera de la Unión Europea y además sea de vino envasado, incrementando de esta forma el valor añadido de nuestros productos y, por tanto, su rentabilidad. “Si somos los que más producimos y elaboramos, debemos ser también los que más y mejor vendamos”, apuntó.

En materia de investigación y formación, “nos planteamos como principal objetivo incrementar un 50% los proyectos de colaboración con el IVICAM, las bodegas de Castilla-La Mancha y la Universidad regional.

Por otro lado, en cuanto a estructuras productivas y comerciales, las principales apuestas son duplicar la superficie en espaldera en el año 2020, alcanzando las 180.000 hectáreas de viñedo; crear, a partir de este mismo año, varias Organizaciones Empresariales de Productores de Vino y Mosto que aglutinen a la mayoría de las bodegas-cooperativas de la región; y por último, incluir en 2011 el sector del alcohol de Castilla-La Mancha en las ayudas del fomento a la calidad agroalimentaria (FOCAL).

Finalmente, en materia de calidad diferenciada, la principal novedad que recoge la Estrategia es la creación de un programa específico de promoción para los distintos vinos de calidad y para el zumo de uva y el mosto de Castilla-La Mancha.

El presidente Barreda también se refirió a la importancia que para el sector tendrá la futura OCM del vino en asuntos tan fundamentales para Castilla-La Mancha como el rechazo a la práctica de la chaptalización y también mostró su negativa a la desaparición de los derechos de plantación.

La viña y el vino, nuestra seña de identidad

Para el presidente de Castilla-La mancha, sin la viña y el vino “no se puede entender ni nuestra geografía, ni nuestra historia, ni nuestra economía, ni nuestra esencia, nuestras señas de identidad y nuestras raíces”.

De esta forma, felicitó al presidente de la Diputación de Ciudad Real y de FENAVIN, Nemesio de Lara, por emprender “esta feliz idea” de iniciar lo que entonces era una aventura, sobre hacer una Feria del vino en Ciudad Real y que hoy se ha convertido ya en una espléndida realidad. Felicitación que extendía a todos los que la hacen posible, “pues es un gran espaldarazo para todo el sector y para toda la región”.

Junto al presidente se daban cita en la inauguración el presidente de FENAVIN, Nemesio de Lara; el delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, Máximo Díaz-Cano; la alcaldesa de Ciudad Real, Rosa Romero; el director de la Feria, Manuel Juliá; el consejero de Agricultura y Medio Ambiente, José Luis Martínez Guijarro, y el vicepresidente de la Diputación, Ángel Amador.

Por su parte, Nemesio de Lara agradecía al presidente Barreda su presencia y apoyo a esta Feria pues como aseguró, “antes de ser presidente ya estabas con nosotros, siempre has creído en este proyecto y en esta iniciativa, en la que no todo el mundo lo hizo desde el principio”. En este sentido, agradeció el trabajo del Ejecutivo regional por aprobar la Estrategia del vino “porque la vid y la viña requiere una protección especial” y también por apoyar posturas tan claras para la región como la negativa a la chaptalización.

Finalmente, indicó que hace 10 años, cuando dio comienzo esta iniciativa “con una dosis de fe en nosotros mismos, algo que no ha sucedido siempre en esta tierra”, se apostó por un modelo de Feria casi exclusivamente centrada en el negocio, llegando hasta la actualidad con un despliegue absoluto de medios técnicos y profesionales, “sobre todo con una conciencia de apoyo y solidaridad con un sector, el que conforman principalmente los agricultores y viticultores”.

Así, aseguró que FENAVIN ya es la primera feria monográfica del vino de España, las cifras lo avalan, y agradeció incluso “a los que nos copian, que nos utilicen como modelo”.