Cañete presenta unas Cuentas que suben con austeridad pero que reflejan el fin de la crisis

0
11

    En su comparecencia, el ministro se ha mostrado convencido de que los Presupuestos Generales del Estado para 2014 “significarán un punto de inflexión con respecto a las cuentas de los últimos años”, un cambio de tendencia que también se aprecia en el proyecto de presupuestos del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

   Arias Cañete se ha referido a las dotaciones previstas en el Presupuesto del Ministerio para atender las diversas políticas y programas. Así, la política de “Agricultura, Pesca y Alimentación” absorbe un presupuesto de 7.720,5 millones de euros, un 78,7% del presupuesto consolidado, “y se ha incrementado casi un 1% respecto a 2012”.

    Además, la política de “Infraestructuras” contará con unos recursos de 2.007,4 millones de euros, un 15% más que en 2013, y su pone un 20,5% del presupuesto total del Departamento. Finalmente, la política de “Meteorología” cuenta con 82,7 millones de euros, la misma cifra que la asignada en 2013.

Control de gasto y mantenimiento de la cuantía a los seguros

Por lo que se refiere al presupuesto desglosado por áreas y programas de actuación, Arias Cañete ha apuntado que la Subsecretaría gestiona la mayor parte del Programa “Dirección y Servicios Generales de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente”, dotado con 140,8 millones de euros, un 5% menos que en 2013. En este ámbito, “continuamos realizando un importante esfuerzo de racionalización y control del gasto corriente en el próximo ejercicio”, ha subrayado. El ministro ha querido resaltar que este año, como ya ocurrió en 2013, la partida con una disminución más significativa es la de arrendamiento de edificios, con una reducción del 46,5%.

   Dentro del ámbito de la Subsecretaría también se encuentra la política de seguros agrarios, un elemento fundamental para estabilizar los ingresos de las explotaciones agrarias. En coherencia con la importancia del seguro agrario, “hemos mantenido la dotación de 199,2 millones de euros destinados a subvencionar las pólizas del seguro, cifra que permitirá asegurar el mantenimiento de las líneas de acción que integran esta política”, ha recalcado.

Políticas de mejoras agrarias y de productividad

   En cuanto al presupuesto de la Secretaría General de Agricultura y Alimentación, el conjunto de políticas para la Mejora de las estructuras agrarias y de los sistemas productivos está conformado por tres programas: “Competitividad y calidad de la producción y los mercados agrarios”, “Competitividad y calidad de la sanidad agraria”; y “Regulación de los mercados agrarios”, que gestiona el FEGA (Fondo Español de Garantía Agraria), mediante el que se instrumentan los mecanismos de intervención de los productos.

   Este último programa cuenta con un presupuesto total asignado de 5,815 millones de euros, cuya partida principal recoge los gastos de la Política Agrícola Común en ayudas directas a los agricultores y ganaderos, y las medidas de regulación de mercados con cargo al FEAGA (5,570 M€).

   Además, Arias Cañete ha apuntado que se ha previsto una dotación de 40 millones de euros en el presupuesto del FEGA, como medida extraordinaria dl Gobierno para dar continuidad al Programa de alimentos a las personas más desfavorecidas en 2014.

    Para desarrollar la política de industria alimentaria, el Ministerio cuenta con el programa “Competitividad de la industria agroalimentaria y calidad alimentaria”, dotado con 25,9 millones de euros. Según ha detallado Arias Cañete, “entre los objetivos prioritarios del programa se encuentra el fomento de la integración cooperativa, la puesta en marcha de la Ley de Medidas para Mejorar el funcionamiento de la cadena alimentaria, el apoyo a la presencia de los productos españoles en los mercados internacionales y el desarrollo de la Estrategia para la reducción y valorización de los alimentos desechados.

Apuesta por los programas de Desarrollo Rural

   Dentro de las políticas de Desarrollo Rural, Arias Cañete ha destacado que en 2014 se va a contar con 147 millones de euros como contribución de la Administración General del Estado a los programas de desarrollo rural de las Comunidades Autónomas, cofinanciados por el FEADER. El ministro ha asegurado que “el fuerte incremento presupuestario en la dotación nacional (114%) con respecto a lo presupuestado en 2013 (68,7 M€), se justifica en la necesidad de garantizar la aportación de la Administración General del Estado a los Programas de Desarrollo Rural de las Comunidades Autónomas”.

    Por lo que se refiere a la política pesquera del Departamento, Arias Cañete ha expuesto que el programa de “Protección de los recursos pesqueros y desarrollo sostenible”, cuenta con un presupuesto de 14,8 millones de euros “para asegurar el desarrollo sostenible de la actividad pesquera mediante el conocimiento científico en las pesquerías de interés para nuestro país”. Entre los objetivos prioritarios de este programa se encuentra el de potenciar las actividades de investigación y la conservación de los recursos marinos, para lo que se han asignado 9,18 millones, con un incremento del 33% respecto a 2013.

2.300 millones para que el agua sea una prioridad

    Por otro lado, Arias Cañete ha informado del presupuesto previsto para desarrollar las principales líneas de actuación en materia de política medioambiental. Así, en relación con los recursos hidráulicos, el ministro ha afirmado que “el agua será una prioridad fundamental, a la que destinaremos casi 2.300 millones de euros, que representan la mayor parte del presupuesto de la Secretaría de Estado de Medio Ambiente.

   Dentro de este apartado, Arias Cañete ha subrayado que el incremento de un 3,5% en las inversiones de la Dirección General del Agua (401,4 M€ en 2014) “tienen el claro objetivo de garantizar un suministro en cantidad y calidad suficientes en todo el territorio nacional, de una manera integral y solidaria”. De esta manera, “junto al importante esfuerzo realizado este año en materia de planificación hidrológica, podremos recuperar el retraso acumulado y dar cumplimiento a las obligaciones emanadas de las directrices europeas en esta materia”, ha completado.

    Según ha puntualizado el ministro, “todas las actuaciones referidas en materia de aguas se enmarcan en la línea de potenciar el consenso, la responsabilidad y una solvencia técnica que permita asignar este recurso escaso y vital de manera eficaz, eficiente y equitativa”.

   Al mismo tiempo, el Ministerio destinará un presupuesto de 66,4 millones de euros para actuaciones en la costa, donde la mayor parte irán destinados “a actuaciones razonables, ajustadas en presupuesto y consensuadas con todas las Administraciones Públicas afectadas”.

Se apuesta por no comprar derechos de emisión a otros países

    Además, “llevaremos a cabo políticas y actuaciones propias de protección y mejora del medio natural, calidad del aire y medio ambiente industrial, gestión de residuos, y de evaluación y responsabilidad ambiental”, ha explicado. Así, el programa de Protección y mejora del medio natural, tiene asignada una dotación de 85,4 millones de euros para la lucha y defensa contra incendios forestales, así como las actuaciones de restauración hidrológico-forestal y lucha contra la erosión y defensa contra desertificación.

   Arias Cañete ha añadido que dentro de la partida destinada a las actuaciones para la prevención de la contaminación y el cambio climático, “hemos vuelto a aumentar la dotación del Fondo de Carbono hasta alcanzar los 14,18 millones de euros para impulsar proyectos nacionales, consolidando el giro que dimos al enfoque de las inversiones en materia de cambio climático en los presupuestos de 2013”.

    Según el ministro, “apostamos por reducir paulatinamente las partidas de compra de derechos de emisión en otros países, incrementando las partidas destinadas a proyectos llevados a cabo en nuestro país”.

    Como ejemplo de ello, el ministro ha citado el Plan PIMA Sol que, con un esfuerzo económico relativamente pequeño por parte de la Administración, prevé crear 8.000 puestos de trabajo, poner en marcha una gran actividad económica e impulsar la renovación de las infraestructuras hoteleras en España.

   Por último, Arias Cañete ha recalcado el incremento de más de un 15% del presupuesto de Parques Nacionales, hasta alcanzar los 45,5 millones de euros, “lo que pone de manifiesto el interés del Ministerio en la conservación de estos espacios”.

La oposición no commparte el entusiasmo del ministro

     Por su parte, los portavoces del PSOE, Izquierda Plural y CiU han contradicho al ministro y han insistido en que la agricultura viene sufriendo recortes desde hace años.

    Dichos grupos, junto con UpyD y el Grupo Mixto, han presentado enmiendas a la sección de agricultura, para reforzar ciertas ayudas, que ha rechazado el PP por considerarlas "inasumibles y generar más deuda y más déficit", según ha explicado el portavoz popular de Agricultura en el Congreso, José Cruz Pérez Lapazarán.

    El portavoz de Agricultura del PSOE, Alejandro Alonso, ha opinado que los presupuestos "deberían avergonzar" al ministro porque son un 40% inferiores a los del último ejercicio del Gobierno socialista.

    "No nos cuente la milonga del 3,4%, no es verdad", según Alonso, quien ha recalcado la caída de fondos agrícolas por tercer año y ha calificado de insuficientes partidas como las de seguros y sanidad animal, y de "ridícula" la dotación de 200.000 euros para potenciar la igualdad de género en el ámbito rural.

    La portavoz de Pesca del PSOE, Consuelo Rumí, ha considerado "insuficientes" las asignaciones para afrontar los retos del sector en 2014, cuando empezará a aplicarse la reforma de la Política Pesquera Comunitaria (PPC).

    En nombre de Izquierda Plural, Laia Ortiz (ICV) ha apuntado que el incremento para el Ministerio no podrá compensar la reducción de los últimos años para la agricultura, que tanto ella como el diputado de CiU Pere Macías han cifrado en un 60% en los últimos cuatro ejercicios.

     Por su parte, Izquierda Plural y CiU han asegurado que la estabilidad en los fondos para costear los seguros en 2014 no compensa el descenso acumulado del 30 % que han sufrido las dotaciones para esas pólizas en ejercicios anteriores, y más con la alta siniestralidad de este sector.