Argamasilla de Alba ha acogido la celebración de la jornada ‘Hablemos de derechos: La titularidad compartida y el trabajo de las mujeres en las explotaciones agrarias’ organizada por la Confederación de Mujeres del Mundo Rural CERES, financiada por el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente y que contó con la colaboración del Instituto de la Mujer de Castilla La Mancha, el Centro de la Mujer de Argamasilla de Alba y el Ayuntamiento de la localidad. La inauguración corrió a cargo de personalidades como Pedro Ángel Carretón, alcalde de Argamasilla de Alba; Mª Prado Amores, Directora Provincial en Ciudad Real de la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural; Carmen Pimienta, Directora Provincial del Instituto de la Mujer de Castilla-La Mancha en Ciudad Real y Noelia Serrano, presidenta de CERES Castilla La Mancha y miembro de la directiva de COAG-CLM.

En este sentido, Noelia Serrano como como presidenta de CERES Castilla La Mancha, resaltó la importancia del papel de la mujer en el mundo rural, el valor de su trabajo en las explotaciones agrarias y la falta de reconocimiento histórico. Por esto, considera muy necesario trabajar en la profundización y mejora de las leyes, como la titularidad compartida objeto de esta jornada, y facilitar la información y su difusión hacia todas las mujeres del medio rural, haciendo patente el compromiso de la Confederación de Mujeres del Mundo Rural para conseguir estos objetivos.

Las Ponencias contaron con mujeres muy destacadas en sus campos como Mª Carmen Morallón, abogada y consultora; Mª Belén Ramiro, técnica de Ceres y Carmen Vallejo, portavoz de la Comisión de Igualdad de Oportunidades de Cooperativas Agroalimentarias Castilla La Mancha. En estas ponencias se hizo hincapié en los recursos legales de los que disponen las mujeres a través de la titularidad compartida como cotitulares de las explotaciones, los derechos y ventajas que brinda y otros aspectos prácticos igualmente interesantes como la fiscalidad y estudio de situaciones en caso de, por ejemplo, divorcio o separación.

También se discutieron los retos a desarrollar en la ley, en constante estudio, con el ánimo de avanzar en el reconocimiento del trabajo de la mujer en el medio rural y que es vital intensificar la visibilidad de las mujeres en los puestos directivos de cooperativas y pymes, aún muy masculinizadas. El hilo conductor para conseguir todos estos objetivos es el empoderamiento de la mujer rural, motor activador de su medio tan poco reconocido.

La jornada, concebida como un taller de trabajo en la que las propias participantes intervinieron aportando experiencias, dudas y alternativas, también contó con la visita a Peñarrubia del Alto Guadiana en Ossa de Montiel, empresa liderada por Francisca Muñoz, que compartió su experiencia con todas las asistentes y a la que, desde CERES, agradecemos su excelente y familiar trato y a la que felicitamos por la gran labor desarrollada en su empresa.

Desde Ceres, se destaca que son “firmes creyentes de todo el esfuerzo que se debe realizar en aras de alcanzar igualdad de los derechos de la mujer en todos los ámbitos sociales, económicos y laborales y creemos que la constancia en este trabajo es imprescindible para labrar un futuro mejor para nuestro medio rural”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here