Cestas de navidad, empieza un negocio con 5.000 millones bajo el brazo

0
253

    Si antes con el boom la banda de precios medios de las cestas más demandadas estaba entre los 100 y 120 euros, sobre todo por parte de las constructoras, ahora rondan entre 40-60 euros, en función de las empresas y particulares, aseguran desde las empresas especialistas.

Contención de los precios a base de perder en los márgenes de beneficios


    La fuerte competencia y la reducción del mercado han propiciado que la mayoría de las elaboradoras de cestas y lotes contengan los precios y asuman muchas de las subidas de los costes de las materias primas, como la almendra en los turrones o el ibérico.

    Con un incremento de costes de entre un 15 y 20 % en función de los productos que incorpora la cesta, algunos operadores como Eurolotes han asumido en sus márgenes toda la subida.

    Por otro lado, el aumento de pedidos que ha experimentado esta compañía, entre un 10 y 12 %, les hace ver esta campaña con ciertos tintes de mejora, aunque "desde la cautela", asegura a Efeagro desde la dirección, Mari Ángeles Guisado.

    El gerente de Cestas Martí, Alberto Martí, coincide en ese aumento de pedidos de hasta un 10 % y subraya a Efeagro que este año se ha producido un cambio que rompe con la tendencia de los anteriores en los que los precios de las cestas y los lotes eran cada campaña inferiores al anterior, por lo que la "ligera subida del 2 % es un cambio destacable".

    Los operadores consideran que pasarán años hasta que se logre recuperar el mercado de las cestas de Navidad previo a la crisis y coinciden en apuntar que será muy lejos de las cestas abundantes en las que se incluían dos jamones Joselito o un Petrus, "esos tiempos ya han pasado".

    Ahora priman las cestas que combinan alimentación con bebidas, mucho más que en años anteriores en los que regalaban solo bebidas.

    En función del tipo de empresas de cestas de Navidad los pedidos ya están en un 80%; otras concentran sus actividad en 14 días a partir del 10 de diciembre, como es el caso de los vendedores de grandes almacenes como El Corte Inglés.

    A la hora de confeccionar una cesta a medida, las preguntas ¿qué dulce incluir?, ¿de qué fabricante?, ¿mejor tinto, cava o champagne? y ¿producto nacional o comercio justo" se resuelven a pie de establecimiento.

La gastronomía de la tierra gana peso en los contenidos


    El envoltorio también es un arte: un despliegue de baúles rígidos o de mimbre, decorados, cofres, cestas y cajas de regalo que deslumbran, sencillas bandejas para demostrar agradecimiento… en un amplio abanico que se acomoda a todos los gustos y bolsillos.

    Cestas tradicionales donde la gastronomía cobra importancia, con productos de la tierra, vinos con sabor al trabajo bien hecho, alimentos con nombre propio de países que lo llevan a gala.

    Para agasajar, deleitar y agradecer una lista interminable de turrones, dulces navideños, conservas, café, chocolates, embutidos selectos, jamón, aceite, foie o bombones, pero también de vinos tintos, blancos, cava, champagne, ginebra, ron o whisky.

    Esperan triunfar estas navidades propuestas de "hágaselo usted mismo" como la que plantean los chefs Albert y Ferran Adrià en sus kit de pastelería, cócteles y cocina, o la de David Muñoz, que nos enseña los pasos para confeccionar y quedar como reyes uno de los platos que sirve en su restaurante "StreeXO".