La consejera de Fomento del Gobierno de Castilla-La Mancha, Elena de la Cruz, asegura percibir señales en el Gobierno de España que indican un cambio de estrategia en materia de agua, con la presentación de una iniciativa legislativa tendente a la búsqueda de un pacto nacional del agua.

En este sentido, ha asegurado que “hay veces que un silencio dice muchas cosas” por la presencia ayer en Toledo de la ministra de Agricultura en funciones, Isabel García Tejerina, sin hacer mención al impacto negativo que el trasvase Tajo-Segura tiene en Castilla-La Mancha.

La consejera ha expresado su satisfacción por este posible cambio de postura del Gobierno en funciones en materia de agua. “En la legislatura pasada firmaron de manera unilateral y sin consultar a nadie el memorándum del agua, un pacto que ya no ven como válido”, ha dicho en relación al cambio de estrategia apreciable en el interés del partido en el gobierno por rectificar.

Para Elena de la Cruz, tal modificación de postura es atribuible en parte a que “el presidente de Castilla-La Mancha ha puesto encima de la mesa el problema que hay con el agua”, un hecho que ha venido a reforzar el informe de los europarlamentarios sobre el Tajo, “que nos da la razón sobre la situación del río y el maltrato que está sufriendo nuestra región en materia de agua”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here