La Junta de Castilla y León subvencionará con tres millones de euros a los operadores de Internet para la instalación de banda ancha ultrarrápida las “zonas blancas”, aquellas con menos de quinientos habitantes donde ningún operador presta actualmente servicios superiores a los treinta megas.

Los operadores que presenten sus proyectos podrán beneficiarse de subvenciones que podrán alcanzar el noventa por ciento del coste total, cofinanciadas al cincuenta por ciento por Fondos Feder, según ha informado la Consejería de Fomento y Medio Ambiente a través de un comunicado tras su publicación en el Boletín Oficial de Castilla y León.

Con la convocatoria de ayudas del año pasado, la Junta subvencionó catorce proyectos que llevaron la fibra óptica a 222 poblaciones, lo que equivale a unos 34.000 ciudadanos, con 1,6 millones de euros, también cofinanciados por Fondos Feder.

la instalación de conexiones vía satélite puede ser una solución

La Consejería está trabajando además en subvenciones dirigidas a proyectos que doten de conexión a internet de muy alta velocidad a polígonos industriales y centros logísticos, con un presupuesto cercano a los dos millones de euros.

En aquellos lugares a los que no llega una cobertura suficiente de ningún operador para el acceso a Internet, la instalación de conexiones vía satélite puede ser una solución, cuya instalación es subvencionada por el Ministerio de Fomento con hasta cuatrocientos euros, de los que pueden beneficiarse ciudadanos, asociaciones sin ánimo de lucro, pymes y ayuntamientos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here