CyL ha perdido en 5 años el 40% de la superficie dedicada a la remolacha

0
12

Según el cálculo de la organización profesional agraria UCCL, las provincias que en términos relativos más pérdida de superficie sembrada han acumulado son las de Soria, con el 65,54 por ciento menos, seguida de Salamanca (52,73 %), Burgos (52,49 %), y Segovia (50,03 %).

Las provincias que menos reducción han acumulado son las de León, con una caída del 19,87 por ciento, y la de Zamora (34,58 %), mientras que se han colocado cerca de la pérdida media las de Valladolid (40,58 %), Ávila (42,17 %) y Palencia (46,24 %).

En términos absolutos, la que más pérdida acumula es Valladolid, con 6.416 hectáreas menos, seguida de Palencia (3.175), Salamanca (2.672), Burgos (2.531).

Valladolid, con 15.810 hectáreas sembradas es la que se mantiene como la principal suministradora de raíz, seguida de León, con 8.500 hectáreas, Palencia (6.866), Salamanca (5.067), Zamora (4.994) y Burgos (4.822).

Sin embargo, la preocupación de UCCL radica en que la reducción se puede incrementar en los próximos años si se confirma la propuesta de la Comisión Europea para eliminar las cuotas de producción de azúcar al final de la campaña 2015-2016, dentro de la reforma de la Política Agraria Común (PAC) que se prepara.

"Sería catastrófico", ha asegurado la organización profesional agraria, que considera que esta decisión puede repercutir en que "el desánimo por la falta de rentabilidad se incremente" en el sector, ya que en los últimos años el número de remolacheros se ha reducido desde los 9.720 de 2006 a los poco más de 6.000 actuales.

Por estas razones, UCCL pide que las administraciones públicas trabajen para frenar una propuesta que "sería el golpe de gracia definitivo al sector" y que, según un propio estudio realizado por Bruselas, puede provocar en el horizonte 2020 una reducción del precio de la remolacha de un 8,2 por ciento.

Este precio, en opinión de la organización agraria, "haría ya inviable en Castilla y León este cultivo, que ya ha visto como ha pasado de percibir, sin ayudas, 48,19 euros por tonelada en el año 2006, a menos de 26 euros en la campaña 2010-2011".