Dcoop amenaza con irse de Deoleo "desilusionada" tras la venta del 29% a CVC

0
17

     Por todo ello, Dcoop va a estudiar internamente la nueva situación para tomar una decisión sobre su continuidad, pero sí tiene claro que "no va a hacer seguidismo como accionista de una gestión que tiene visos de ser contraria a los intereses del sector productor y con unos compañeros de viaje que no son de fiar, pese a las buenas intenciones manifestadas".

   En cualquier caso, Dcoop va a continuar con todos los proyectos emprendidos que tiene en marcha y otros que puedan surgir para intentar conseguir la mayor rentabilidad para sus socios y trabajando por concentrar la oferta, única vía que tienen los productores para defender sus producciones.

No había necesidad de hacer la venta como se ha hecho

     En su comunicado, Dcoop señala que la operación se ha hecho con "una gran celeridad, sin la necesidad de hacerlo así, pese a los nuevos escenarios que se abrían, y aunque han pasado muy pocos días desde la presentación de ofertas vinculantes, por lo que hay que preguntarse quién se ha beneficiado de esta operación".

    Además, Dcoop ha recordado que se ha ofrecido en estos días a liderar un proyecto basado en el sector productor español con un enfoque "claramente industrial y conocedor del mercado", estando dispuesto a ampliar su participación, para lo cual contaba con financiación.

   "A partir de ahora se abren interrogantes sobre cómo afectará esta operación al liderazgo mundial del sector aceitero español, puesto que la gestión con opción a OPA (Oferta Pública de Adquisición de Acciones) manifestada por CVC va a suponer un mayor control en Deoleo por parte de una empresa financiera, no conocedora del mercado oleícola, cuyos intereses no tienen por qué coincidir con los del sector, donde puede primar la rentabilidad económica a corto plazo a cualquier precio antes que un proyecto viable de futuro con búsqueda de valor añadido", ha alertado Dcoop.

Quiso comprar las acciones de Bankia, lo que fue rechazado

    En este sentido, Dcoop ha asegurado que en los últimos momentos se había ofrecido a comprar las participaciones de Bankia en igualdad de condiciones que el posible fondo de inversión, algo que al final se ha rechazado por parte del Consejo de Administración de Deoleo donde están presentes las entidades financieras referidas.

   "Incluso estaba dispuesta a canalizar la adquisición de otros paquetes accionariales, sin embargo, tanto Bankia como BMN han optado por este esta empresa de capital riesgo extranjera", ha apuntado Dcoop, que ha apuntado que "la mayoría de olivareros se están preguntando hoy cómo es posible que con sus impuestos se haya rescatado a estas dos entidades financieras –Bankia y BMN–, que ahora han aprobado esta operación que crea grandes incertidumbres para el futuro de su sustento en muchas zonas productoras".

   En cuanto a los representantes públicos, Dcoop ha indicado que "o no se han realizado gestiones por parte de las administraciones para frenar la operación, o no se les ha hecho caso, por lo que se ha visto". "Ha quedado demostrado que el Gobierno de la Nación, como propietario de Bankia, ha preferido vender su parte a un fondo extranjero antes que articular un proyecto nacional posible y viable", ha criticado.

El ministro no ve ahora tan mal la entrada de capital extranjero

     Por su partem, el ministro de Agricultura, Miguel Arias Cañete, ha subrayado este viernes que el grupo Deoleo sigue teniendo un "núcleo español" y ha apuntado que la entrada de capital extranjero beneficiará a la compañía porque aumentará sus capacidades exportadoras.

     Arias Cañete se ha pronunciado así, en entrevistas en la cadena Cope y en Onda Cero, sobre la entrada del fondo CVC Capital Partners y ha recordado que las entidades financieras españolas presentes en Deoleo se han comprometido a permanecer y confía en que la "gran cooperativa" Dcoop también se quede.

     Y ha añadido que la entrada de un "fondo potente" puede reducir la deuda del grupo y mejorar las capacidades exportadoras. También ha recordado en este sentido que España produce al año dos millones de toneladas de aceite y sólo tiene capacidad de asumir para el consumo nacional hasta 600.000 toneladas, por lo que hay que colocar 1,4 millones en el exterior.

    Ahora mismo, ha añadido, el mercado norteamericano es "una oportunidad" y contar con un fondo importante que se una al "conocimiento del aceite" que tienen los españoles genera unas importantes "sinergias" para que España, que es líder mundial en producción, lo sea también en exportación.

    Todo, ha añadido, para poder exportar a un "precio razonable" y que a los olivareros españoles "se les pague por su producto".

    "Lamentablemente", ha admitido el ministro, el aceite que se exporta a Estados Unidos entra bajo etiqueta italiana aunque sea español, porque está más consolidado, pero Arias Cañete espera que se acabe consolidando también la marca española, y ha recordado que Deoleo "ya tiene marca para poder exportar".