Desmantelado un matadero clandestino que abastecía a carnicerías de comarcas de Mérida

0
23

     Como consecuencia se pudo ubicar una antigua nave en el término municipal de Magacela donde se criaba ganado porcino. Según la necesidades de venta se hacían sacrificios en ellas, que no disponen de las condiciones higiénicas determinadas por la Ley para el sacrificio y despiece de estos animales.

     A finales del pasado mes de julio, el Seprona de Don Benito observó como se transportaba carne desde la citada nave hasta un centro de distribución.

     Tras la inspección del furgón, que carece de las condiciones para el transporte de este tipo de mercancías, los agentes hallaron carnes del despiece de tres cerdos, un lechón integro y las vísceras de los mismos.

      Además, portaban varias bombas de gas, un contenedor con quemadores y de diferentes herramientas utilizadas para el despiece de los animales.

No se podía acreditar la trazabilidad sanitaria de las carnes


      En esos momentos se pasó aviso al Servicio Extremeño de Salud del Gobierno de Extremadura, quién levantó las correspondientes Actas y decretó la eliminación de las carnes, por no poder acreditarse su trazabilidad sanitaria y por tanto no poder ser consideradas aptas para el consumo.

     En unión de los Veterinarios, la Guardia Civil inspeccionó detalladamente las instalaciones usadas como matadero, donde se hallaron dos corrales con siete cerdos vivos, además de una sala prevista con sistemas de vigas metálicas, poleas y cadenas para colgar los cuerpos de los animales para sacrificarlos y desollarlos, mesas metálicas para el despiece, ganchos en las paredes y sistemas de toma de agua y desagüe de aguas residuales.

     Ante lo expuesto, la Guardia Civil instruyó diligencias dirigidas a la Autoridad Judicial, bajo el concepto de delito contra la salud pública, también fueron confeccionadas distintas infracciones administrativas dirigidas tanto a la Autoridad Sanitaria, como a la competente en bienestar animal por el supuesto sacrificio animal irregular.

     Se continúan las gestiones encaminadas a conocer el volumen de animales sacrificados, carne comercializada y destino final de éstas.