El Consell pide la colaboración privada para aprovechar recursos forestales

0
6

EFE.- Así lo ha explicado a los periodistas antes inaugurar las segundas jornadas sobre Sostenibilidad Agroforestal en la Comunitat Valenciana que buscan impulsar la conservación de los ecosistemas forestales y revitalizar la actividad en el medio rural, además de analizar el potencial de la biomasa en diversos sectores.

“Se trata de utilizar la ordenación adecuada de nuestros bosques para la generación de biomasa y por tanto, de empleo y riqueza de forma sostenible en el medio rural. Ese un modelo por el que apostamos y en la que es absolutamente necesaria la iniciativa privada”, ha defendido.

Ése es el objetivo el Plan de Acción Territorial Forestal (PATFOR) de la Comunitat Valenciana, según Bonig, que ha recordado que ya se han ordenado 3.300 hectáreas de bosque y pretenden alcanzar las 100.000 hectáreas.

“Y a partir de esa ordenación, poder usar los productos de la gestión forestal para cosas tan importantes como biomasa, que es una energía sostenible u otros productos fundamentales y que hoy, por falta de empresas valencianas, se van a otros países como Italia”, ha apuntado.

Según la consellera, el sector privado “tienen que ser motor” y ha recordado que la Unión Europea ofrece ayudas a esa eficiencia energética y a las nuevas formas de energía verde como la biomasa.

“Conseguir tener ordenados y limpios nuestros bosques y encima generar empleo en el interior: ésa es la apuesta del PP”, ha asegurado Bonig, quien ha recordado la oposición se negó a aprobar este plan de ordenación y desconoce “cuál es su alternativa”.

Preguntada por si tan difícil es mantener limpios los bosques, una de las principales quejas de los afectados por los últimos incendios en la Comunitat, Bonig ha apostado por “hacer gestión forestal”.

“Hasta ahora se ha protegido mucho porque era necesario para aumentar la conciencia social pero en estos momentos, hay que proteger lo justo y arbitrar fórmulas que permitan una gestión adecuada de los bosques como se hace en Finlandia y el norte de Europa”, ha indicado.

“Eso sólo se puede conseguir con iniciativa pública para la ordenación y en colaboración con la iniciativa privada para aprovecha posteriormente los recursos”, según Bonig, para la que el resto de modelos ha demostrado que no dan resultado.