La Guardia Civil ha detenido a tres hombres y ha reclamado la extradición de una cuarta persona arrestada en Suiza en relación al asesinato del concejal de Llanes (Asturias), Javier Ardines González, de 52 años. Lo que en un principio parecía un crimen político en una localidad rural, debido a la defensa del edil de medidas medioambientales, ha acabado siendo una muerte por motivos sentimentales.

Las actuaciones se están desarrollando en la provincia de Vizcaya, según ha informado la Guardia Civil, que está llevando a cabo cuatro registros domiciliarios en el marco de la investigación.

El edil Javier Ardines, único concejal de IU en Llanes, murió el pasado 16 de agosto a consecuencia de los golpes recibidos en la cabeza cuando salía de su domicilio en Belmonte de Prías (Llanes), y su cadáver fue hallado a unos 300 metros de la vivienda.

Los investigadores manejan como hipótesis más probable del asesinato del concejal  unos motivos sentimentales y que se llevara a cabo por sicarios y por encargo, según han informado a la agencia Efe fuentes de la investigación.

Posibles motivos sentimentales y por encargo, sin nada relacionado con la política

Esta es la línea de investigación que siguen los agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil tras descartar una motivación política o alguna cuestión relacionada con tráfico de drogas u otros delitos.

Uno de los cuatro detenidos por el asesinato del concejal, según han detallado a Efe fuentes cercanas al caso, considerado el principal inductor del crimen, era un amigo muy cercano y tiene una casa de veraneo en la parroquía de Belmonte de Pría, donde residía la víctima. Este detenido, al que han calificado como una persona “muy celosa”, y su mujer, eran muy amigos del concejal y su esposa.

De hecho, este detenido, residente en Amorebieta (Vizcaya), veraneaba en Llanes y desde hace un par de años tiene una casa en propiedad cercana al lugar de residencia del concejal.

El edil Javier Ardines, único concejal de IU en Llanes, murió el pasado 16 de agosto a consecuencia de los golpes recibidos en la cabeza cuando salía de su domicilio en Belmonte de Prías, en Llanes, y su cadáver fue hallado a unos 300 metros de la vivienda.

La investigación ha sido dirigida por el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Llanes y las diligencias continúan bajo secreto del sumario.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here