El director de Caja Rural CLM destaca el aumento de 4.902 clientes en un año

0
7

EFE.- Así lo ha manifestado este mediodía en Toledo Martín Molero, a preguntas de los periodistas sobre los resultados del primer semestre de 2011 dados a conocer ayer, que arrojan un margen neto de 9,5 millones de euros, lo que supone un incremento del 90,15 por ciento con respecto al mismo periodo del ejercicio anterior.

Para Martín Molero, siendo muy importante este dato "lo es más" el aumento de clientes experimentado desde el 30 junio de 2010 hasta la misma fecha de 2011.

En ese período se ha pasado de 381.205 a 386.107 clientes, es decir 4.902 clientes más en un año, "lo que significa que cada día tenemos más confianza de la gente de nuestra tierra (…) y que lo estamos haciendo medianamente bien, porque de lo contrario no habría esos nuevos clientes", ha razonado el director general.

Sobre el resto de los resultados, ha indicado que son todos "buenos", y que se han visto reforzados con el cambio de denominación social -Caja Rural Castilla-La Mancha, en lugar de Caja Rural de Toledo- y la expansión de la entidad por toda la región con la próxima apertura de oficinas en las provincias de Albacete, Ciudad Real y Cuenca.

Otro dato muy "satisfactorio" de los resultados conocidos ayer, a juicio de Martín Molero, es la cifra de inversión crediticia, que suma 2.259 millones de euros, lo que refleja la estabilidad en la asunción de riesgos que recomiendan los actuales tiempos económicos.

El director general de Caja Rural Castilla-La Mancha y su presidente, Andrés Gómez Mora, se han reunido esta mañana con la nueva responsable autonómica, María Dolores de Cospedal, para presentarle el nuevo proyecto de la entidad y ofrecerle "su lealtad y colaboración" para sacar adelante a la región de la situación económica en la que se encuentra.