El gobierno prepara medidas para la adaptación del porcino a normas de bienestar animal

0
6

EFE.- El Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino (MARM) está trabajando en la elaboración de una "hoja de ruta" que contiene medidas para impulsar la adaptación del sector porcino a la normativa comunitaria en bienestar animal, según han informado a Efeagro fuentes de este departamento.

El Ministerio ha recordado que la Directiva comunitaria sobre normas mínimas para la protección de los cerdos se incorporó al ordenamiento jurídico español a través de un Real Decreto publicado en el año 2002.

A partir del 1 de enero de 2003, las explotaciones porcinas tuvieron que incorporar, según estas disposiciones, condiciones de alimentación, disponibilidad de agua, material manipulable, iluminación y ruido, prohibición de procedimientos que provoquen lesiones, así como la edad mínima de destete de lechones.

Desde el año 2005, también se hicieron obligatorias las condiciones de espacio de las instalaciones para verracos y en 2006, la prohibición de atar a las cerdas.

Sin embargo, hay otros requisitos que serán obligatorios para todas las granjas a partir del 1 de enero de 2013, entre los que se encuentran la obligación de mantener las cerdas y cerdas jóvenes en grupos entre las cuatro semanas siguientes a la cubrición y los siete días anteriores a la fecha prevista del parto.

También serán obligatorias exigencias estructurales sobre la superficie de suelo libre, el revestimiento del suelo y el emparrillado.

Para la aplicación de esta normativa en España, el Gobierno cree necesario identificar el número de explotaciones afectadas y valorar su grado de adaptación, para lo que está analizando los datos del Registro General de Explotaciones Ganaderas (REGA).

Asimismo, prevé medidas para facilitar el acceso a la financiación de los ganaderos de porcino, que incluyen la aportación por parte del MARM de una bonificación sobre el interés de los préstamos concedidos para la adaptación de las explotaciones a la normativa, dentro de las líneas específicas que tiene habilitada el Instituto de Crédito Oficial (ICO).

A su vez, la adaptación de las explotaciones podrá financiarse a través de las correspondientes ayudas enmarcadas en los Programas de Desarrollo Rural de las comunidades autónomas.

En cuanto a la formación e información, se baraja la posibilidad de elaborar en los próximos meses guías o material de referencia, que oriente la realización de las adaptaciones y permita armonizar las acciones de las autoridades en la valoración y adecuación de dichas instalaciones.

También está prevista la redacción de una guía de buenas prácticas de manejo que facilite la formación de operadores sobre bienestar animal y la realización de actividades formativas en esta materia.

El Ministerio ha explicado que otra de las posibilidades existentes es que la asociación interprofesional redacte una estrategia de comunicación y promoción sectorial, con el objetivo de favorecer una adecuada valoración de la producción porcina española.

Para comprobar el cumplimiento de todas estas actuaciones, se creará un grupo de trabajo específico, entre representantes del sector y las administraciones.

El Gobierno ha destacado que, además de estas medidas, podrían valorarse la realización de otras actuaciones en función de la evolución de la situación a lo largo de 2011 y 2012.