El Grupo Estévez acudirá a Vinoble con lo mejor de sus tres bodegas

0
3

    Una selección de vinos y bodegas del Marco con los que Estévez pretende transmitir a todos los visitantes, no sólo la gran calidad y variedad de vinos de Jerez con los que cuenta, si no mostrar la gran vinculación existente entre viñedo y bodega. Una vinculación que muestra su máxima expresión en los vinos de pago de Valdespino (Macharnudo Alto): con Fino Inocente, Amontillado Tío Diego, etc…o con el carácter sanluqueño de manzanilla La Guita, marcada en gran medida por el terruño del Pago de Miraflores, del que procede gran parte de la uva utilizada en su elaboración.

Integración y apuesta por el Marco de Jerez

    Son dos ejemplos de la integración y apuesta de Estévez por la viña del Marco, hecho que ha llevado a la compañía a convertirse, no sólo en los principales viticultores de Jerez, si no de Andalucía, con casi 800 hectáreas de viñedo propias.
Junto a manzanilla La Guita como icono de la Sanlúcar o los vinos de pago de Macharnudo, se encontrarán una veintena de grandes vinos donde se mostrarán las diferentes y mejores caras de los vinos de Jerez: toda la gama de Real Tesoro, con Fino Tío Mateo a la cabeza, los matices dulces de Pedro Ximénez el Candado o Moscatel Promesa; y la grandiosidad de los VOS y VORS de Valdespino, capitaneados por el recién nombrado 100 puntos Parker, Moscatel Toneles.

     100 puntos que son el icono de una filosofía de trabajo que busca diariamente la calidad total y la mejora continua. Un icono ya que entre todos los vinos encontramos 14 por encima de los 90. Vinos tan comerciales como manzanilla La Guita (90 puntos Parker) o Fino Tío Mateo (91 puntos Parker) conviven con joyas de más de 50 años como Pedro Ximénez Niños (98 Puntos Parker) o Amontillado Coliseo (99 puntos Parker).

      En conclusión, un stand donde todos los visitantes de Vinoble podrán conocer mediante la calidad de los vinos de José Estévez, la gran versatilidad y grandeza del Marco de Jerez.