El Magrama matiene abiertos 55 expedientes por transacciones de productos tras el veto ruso

0
7

       García Tejerina respondía a la interpelación del senador Francesc Boya Alós, del grupo Entesa para el Progreso de Cataluña, en la sesión de control al Gobierno en el Senado, donde ha reiterado el compromiso del Gobierno para resolver los problemas del sector agrícola y pesquero español.

      Respecto al veto ruso, y en relación con los mercados internacionales, Isabel García Tejerina ha destacado la rapidez del Gobierno en impulsar medidas para paliar la situación creada por el cierre de los mercados rusos. Para la ministra, “el trabajo realizado y el que continuaremos realizando sigue siendo muy intenso”, tanto a nivel nacional como comunitario. “Seguimos en permanente contacto con la Comisión Europea y analizando la situación de los mercados con el sector, las Asociaciones de Productores y las Comunidades Autónomas”, ha afirmado.

     Así, para reducir al mínimo el impacto de esta decisión sobre el sector agroalimentario, “se han aplicado medidas excepcionales en el sector de las frutas y hortalizas y en productos lácteos, desde el mes de agosto”.

     Después, ha añadido, tras la suspensión de las medidas excepcionales para otras frutas y hortalizas distintas del melocotón y la nectarina, se consiguió que en el nuevo reglamento publicado el 30 de septiembre España sea el Estado miembro que reciba mayor cupo de ayudas de toda la Unión Europea. Además, “gracias a la petición de España, el nuevo programa incluye las naranjas y pequeños cítricos”, ha añadido.

      En concreto, “la Comisión ha aprobado 165 millones de euros más para esas frutas y hortalizas, que se suman a los 125 millones de euros ya aprobados y utilizados, y sin incluir el melocotón y la nectarina, para los que no hay techo presupuestario comunitario”.

     Según la ministra, el Gobierno está afrontando la situación “rápida y eficazmente”, poniendo en juego otras medidas, como el pago en especie para retiradas de peras y manzanas con destino a la distribución gratuita.

     En este escenario, también se ha referido al “seguimiento preciso” que está haciendo el Gobierno de la evolución de los distintos mercados, “para reaccionar de forma inmediata con medidas oportunas, adaptadas a cada sector”, lo que permitirá, si es necesario, ampliar la lista de productos. 

Defiende el impulso a la renta agraria desarrollado por el PP

      Entre las medidas impulsadas por el Ministerio, García Tejerina se ha referido a la ley de medidas para mejorar el funcionamiento de la cadena alimentaria y la ley de fomento de la integración cooperativa, normas “que, con apenas un año de vigencia, están contribuyendo a hacer un sector más competitivo y a combatir los dos problemas estructurales de los que adolecía el sector: la escasa dimensión empresarial y la falta de organización, y la concentración de la oferta”.

     Como prueba del rigor de su Departamento en estos dos años y medio de legislatura, la ministra ha ofrecido los datos de renta agraria que, en 2013, ha alcanzado un valor de 24.337,7 millones de euros, un 7,7% más que en el ejercicio anterior y un 9,5% más que en 2011, en términos nominales. En este sentido, la ministra ha recordado cómo el gobierno del Partido Popular logró incrementar la renta desde 1995 a 2003, en un 51,2%, hasta alcanzar el máximo histórico de 26.324 millones de euros, “renta que cayó en los 8 años siguientes a 22.219 millones en 2011”.

     Además, García Tejerina ha destacado cómo el comercio exterior agroalimentario “no deja de arrojar resultados excelentes”. Así, los últimos datos disponibles de los últimos doce meses (agosto de 2013 a julio de 2014) señalan que las exportaciones del sector han alcanzado los 40.005 millones de euros, con un saldo favorable de 9.817 millones, lo que representa el 16,9% del total de las exportaciones españolas.

     Para potenciar esta situación, “el Gobierno trabaja intensamente, desde el primer día, en la internacionalización del sector agroalimentario, estrategia que incluye la diversificación de los mercados, de los productos exportados y de la búsqueda de nuevas oportunidades de mayor valor añadido en el comercio internacional”, ha explicado.  

Impulso al vino, con la interprofesional, y al aceite, con la exportación

     En el ámbito nacional, García Tejerina ha detallado el amplio paquete de medidas estructuradas en tres ejes: medidas de promoción para fomentar el consumo de los productos afectados;  el impulso de medidas para favorecer la apertura de nuevos mercados hacia los que orientar los productos y el control de la cadena de valor en el ámbito de las frutas y hortalizas realizado por la Agencia de Información y Control Alimentarios (AICA), con especial atención al cumplimiento de la formalización de los contratos alimentarios.

     Por otro lado, García Tejerina ha puesto en valor la constitución de la Organización Interprofesional del Vino, “un hecho histórico” que va a permitir establecer las bases para las normas de comercialización, el reconocimiento de las Organizaciones de Productores y la defensa contra la chaptalización (técnica de azucarado aplicada al proceso de elaboración del vino)

    En relación con este sector, la ministra ha apuntado que en la última Conferencia Sectorial se distribuyeron más de 72,5 millones de euros entre las Comunidades Autónomas para la reestructuración y reconversión del viñedo.

    Sobre el aceite de oliva, que destaca “muy favorablemente” por sus exportaciones, la ministra ha apuntado que en la campaña 2013-2014 se han producido 1,77 millones de toneladas, un 41% más que la media de las cuatro últimas campañas, con unas exportaciones que han superado los 1,02 millones de toneladas.

    Al mismo tiempo, la ministra ha destacado la “especial sensibilidad” de su Departamento para ofrecer solución a las dificultades de determinadas explotaciones de porcino por el cierre de las plantas de tratamiento de purines. Para ello, “hemos transferido fondos a las Comunidades Autónomas, por importe de 10 millones de euros.

     Finalmente, la ministra ha destacado el esfuerzo presupuestario realizado por el Gobierno en los últimos años para subvencionar las pólizas de seguros agrarios, como otra de las políticas que garantizan la renta del sector agrario junto con la PAC.