El Magrama pide que si hay que subir algún impuesto no recaiga en la alimentación

0
6

    El Consejo de Ministros anunció recientemente su intención de realizar subidas en los impuestos especiales, aunque no especificó a qué productos afectaría. En el sector agroalimentario, las bebidas alcohólicas (espirituosos y cervezas) y el tabaco son los que soportan impuestos especiales en diferentes porcentajes.

    Tejerina, que ha querido poner en contexto esta subida de impuestos anunciada por el Gobierno, ha asegurado que en el año 2011, con el anterior Gobierno del PSOE, "se gastaron 90.000 millones de euros más de los que se ingresaron, (que traducidos a pesetas son 15.000 billones) y hubo tres puntos superiores de déficit, con los que tampoco no se contaba".

    Ha destacado que para la reactivación económica lo primero que se necesitaba era "recuperar la credibilidad internacional, por lo que ha habido que adoptar medidas para rellenar un agujero con el que este Gobierno, cuando tomó posesión, no contaba".

    Respecto a la intención de Baleares y Cataluña de imponer impuestos a los envases y las bebidas azucaradas, respectivamente, ha asegurado que, en relación a las dificultades que tienen las comunidades autónomas para cuadrar y a las exigencias impuestas de déficit, lo que desea es que hubiera una armonización fiscal y no una ruptura de mercado con otros impuestos.

La Unión de Licoristas, en contra de más subidas


    Por su parte, l
os fabricantes de licores de Cataluña han advertido de que una nueva subida impositiva en este sector sería "contraproducente" y supondría la "sentencia" de esta industria, compuesta en un 80% por pequeñas y medianas empresas de capital familiar.

    La Unión de Licoristas, la asociación que agrupa a las principales empresas del sector en Cataluña, ha emitido hoy un comunicado en el que asegura que un posible incremento de los impuestos especiales a las bebidas espirituosas "pondría en serio peligro" a esta industria, ya de por sí muy dañada por la grave situación económica.

    En este sentido, el secretario general de la entidad, Enric Porta, ha recordado que en estos momentos el 39,79% del precio de los licores ya son impuestos.

    La Unión de Licoristas sostiene que muchos empresarios se han visto obligados en los últimos años a abandonar su actividad productiva, pero que si finalmente los impuestos especiales vuelven a subir otras tantas empresas cerrarán sus puertas, "con la consiguiente destrucción de puestos de trabajo".

    Anís del Mono, Bacardi, Miguel Torres, Bardinet, Destilería Campeny o Ricart son algunos de los fabricantes asociados a la Unión de Licoristas de Cataluña.