El Magrama trabaja ya para poder cambiar la fecha de caducidad de nuevos alimentos

0
24

   De la discusión abierta sobre si es posible o no comere un yogur caducdo se puede pasar a debatir sobre otros muchos alimentos, en especial las conservas, ya que el ministro ha reconocido que se está trabajando en la norma de calidad de muchos alimentos debido no sólo a la ingente cantidad que se tira a la basura, sino especialmente a los vances tecnológicos que se están produciendo en la industria alimentaria española.

   Preguntado en Cádiz sobre esta cuestión, Miguel Arias Cañete señaló que "estamos revisando todas las normas, la del yogur es la que ya está en marcha pero se hará con todas las normas de caducidad, entre otras cosas porque los avances científicos han avanzado una barbaridad, los sistemas de empaquetado y envasado han avanzado mucho y las normas actuales son de hace muchos años y se deben actualizar y adaptar a las actuales circunstancias".

.  En cualquier caso, sí quiso dejar muy claro es que lo que el Ministerio hará "es seguir lo que diga la Agencia Nacional de Seguridad Alimentaria, a la que hemos pedido un informe sobre qué tipo de etiquetado debe llevar cada alimento y no se hará nada sin el visto bueno de este organismo".

    En relación con la caducidad del yogur que tanto ha dado de qué hablar estos últimos días, Arias Cañete confrmó que se va a revisar en función de los informes que dé la Agencia Española de Seguridad Alimentaria desde una doble óptica," de ver si simplemente prorrogamos la fecha de caducidad, y a la vista de los informes técnicos que disponemos nos indican que el plazo de 28 días que se establecía puede ampliarse, o si se opta no por un sistema de caducidad sino de consumo preferente, que es completamente diferente".

    En este sentido, indico que "habrá que esperar a que las autoridades sanitarias nos indique si la caducidad del yogur es la del consumo preferente, que implicaría que puede perder algunas de sus cualidades pero no generar ninguna afección a la salud"-

    "Y en un contexto como el actual -señaló el ministro- en el que mucha gente pasa hambre y necesidad, desperdiciar alimentos es inaceptable y por eso trabajamos en una estrategia en la cadena alimentaria para ver cómo podemos reducir la caducidad de los alimentos y cómo podemos utilizarlos al máximo".