Ha hecho falta un año de sequía y miles de millones de pérdidas en el campo para que el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (Mapama) se acuerde de que hay que ahorrar agua. Por eso, ha puesto en marcha una campaña para concienciar sobre el ahorro de agua.

La situación de nuestras reservas hídricas continúa siendo preocupante a pesar de las precipitaciones recientes, que no deben hacernos bajar la guardia. El último año hidrológico, comprendido entre el 1 de octubre 2016 y el 30 de septiembre de 2017, ha sido según AEMET el 8º más seco desde 1981.

En el año hidrológico en curso, las precipitaciones acumuladas desde el 1 de octubre hasta el 31 de diciembre fueron un 43% inferiores a los valores normales de este periodo. En lo que se refiere a años naturales (enero-diciembre), el 2017 se ha cerrado como el segundo más seco desde 1965. Y hay que tener en cuenta, además, que algunas zonas de España afrontan el quinto año consecutivo de sequía.

Pequeños gestos, grandes ahorros y actuciones ante la sequía

Una campaña publicitaria de concienciación que se desarrollará en televisión, prensa escrita, internet, redes sociales y también en espacios públicos. Apela a la responsabilidad de la ciudadanía para ahorrar agua, respetando al máximo este recurso y colaborando con pequeños gestos en sus hábitos cotidianos.

Por ello,  se trata de una campaña pretende despertar la conciencia de que ahorrar agua es tarea de todos. Por ejemplo, cerrar el grifo mientras nos lavamos los dientes o mientras nos enjabonamos en la ducha, es un ahorro para cada usuario y para el conjunto de nuestros embalses. Poner la lavadora siempre completamente llena puede hacernos ahorrar más de 3.000 litros al mes. Un grifo que pierda agua puede hacer que, al día, derrochemos hasta 30 litros. Tener en cuenta estas cifras puede hacernos más eficientes en el consumo de un bien escaso; y, por ello, la campaña busca recordar que el agua nos da la vida y debemos cuidarla. Algo que es posible con sencillos cambios de hábitos.

Ante la situación de sequía, el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente ha realizado diferentes actuaciones para paliar sus efectos. La planificación realizada durante los últimos años ha permitido evitar restricciones y afecciones a la población.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here