El Ministerio de Obras Públicas de Chile toma medidas contra la sequía en Valparaíso

0
3

Iagua.- Dos importantes hitos para paliar los efectos de déficit hídrico en la Región de Valparaíso se concretaron esta semana: el inicio de la operación de los pozos de la Dirección de Obras Hidráulicas del MOP en Llay Llay, y la firma del acuerdo entre los regantes del Aconcagua para redistribuir el agua del río.

La ceremonia fue encabezada por el Intendente Regional, Raúl Celis, junto al Seremi MOP, Pedro Sariego; el Gerente de Esval, Francisco Ottone; el Director de la DOH, Christian Véliz; el Gerente de la Junta de Vigilancia de la Tercera Sección del Río Aconcagua, Santiago Matta; parlamentarios y autoridades locales.

Por tercer periodo consecutivo, la región ha debido enfrentar una severa sequía en las provincias del interior, especialmente en las comunas de Cabildo, Petorca, La Ligua y en el Valle de Aconcagua. Estos cuatro sectores están declarados como Zonas de Escasez Hídrica por el Intendente Celis y el MOP, lo que ha permitido agilizar la entrega de recursos para mitigar los efectos de un problema cuyo origen escapa al control humano.

"Yo quiero destacar que no existe otra actividad productiva en la región respecto de la cual el Gobierno haya invertido una cantidad de recursos tan grande como lo hemos hecho con la Agricultura. Han sido más de 50 mil millones de pesos provenientes de diversas vías gubernamentales para paliar los efectos de los bajos índices de precipitaciones en nuestros valles", destacó Celis.

Algunas de las medidas mitigadoras han sido la puesta en operación de los pozos de Llay Llay, Panquehue, Curimón, La Ligua y Petorca; los procesos de revestimiento de canales; entubamiento de pozos y canales; ayuda a pequeños agricultores a través de Indap; encausamiento y conducción de aguas; construcción de canalones; habilitación y rehabilitación de micro embalses; implementación de riego tecnificado; control de extracción de agua a través de caudalímetros; entrega de forraje para animales y suplementos de miel; programas de estimulación de nubes; y denuncias por extracción ilegal de aguas y fiscalizaciones por parte de la DGA.

Eso se ha financiado vía Ministerio de Agricultura: 12 mil millones de pesos. 30 mil millones más, vía MOP. 5 mil millones del Ministerio del Interior para la compra de agua para consumo humano y arrendamiento de camiones aljibe. Ademá, Esval realizó una inversión de 5 mil millones de pesos para facilitar el aumento de agua embalsada en Los Aromos.

"Yo lamento que en la región nosotros hayamos debido habernos hecho cargo de un problema que lamentablemente nunca se quiso afrontar.

Siempre la región se confió en el embalse natural que es la Cordillera de Los Andes, pero vino el primer periodo de sequía y de inmediato este Gobierno se hizo cargo del problema, construyendo el primer embalse público de la región con una inversión de más de 35 mil millones de pesos en Putaendo", agregó la autoridad.

En el caso de los pozos de Llay Llay, su caudal es entregado a Esval para el consumo humano. La sanitaria deja de utilizar el agua del río, y que pasa ahora directo para el riego. Esto beneficiará a Panquehue, Nogales, La Calera y Quillota, entre otras.