El nuevo comisario propuesto por Malta se defiende de sus críticos ante el PE

0
22

Hoy, el político maltés se garantizó ya el apoyo del Partido Popular Europeo (PPE), su familia política y el grupo mayoritario en la Eurocámara, para quien en la audiencia Borg "demostró que está totalmente preparado para asumir las responsabilidades" del cargo.

"Demostró ser un candidato sólido para el puesto de comisario europeo", señaló la formación en un comunicado.

Mientras, la izquierda del Parlamento, sometió al maltés a un duro escrutinio, centrado en gran parte en supuestas declaraciones homófobas hechas en el pasado -que él negó- y en su opinión contraria al aborto.

Borg aseguró que, efectivamente, el es contrario al aborto, pero garantizó que respetará la legislación europea, que deja el asunto a cada país.

Los responsables de las comisiones parlamentarias de las comisiones competentes en materia de Salud y Protección de los consumidores, que fueron ante las que compareció Borg, transmitirán tras consultar a los coordinadores de los grupos políticos un veredicto a las instancias superiores de la Eurocámara, antes del voto en el pleno de la semana próxima.

Borg reconoció en una rueda de prensa que la audiencia "no fue fácil" y subrayó su defensa de los valores europeos a lo largo de toda su carrera política.

Sobre sus prioridades si finalmente es confirmado, aseguró que la primera será la finalización de la nueva directiva sobre los productos de tabaco, que fue la que llevó a dimitir a John Dalli, después de que la oficina antifraude europea (OLAF) concluyese que existían "indicios graves" de que estaba al corriente de que un empresario pedía dinero a compañías a cambio de influencia en la elaboración de esa norma.

"La directiva del tabaco no está muerta", aseguró Borg, que prometió tener el texto listo en enero.

El político maltés, hasta ahora ministro de Exteriores de su país, aseguró que se preferencia es que sean los Estados miembros los que decidan el empaquetado de los cigarrillos y las advertencias sobre la salud que contienen, uno de los puntos más polémicos de la reforma.

Por otra parte, defendió prohibir la clonación de animales para la alimentación, avanzando la que puede ser otra de las grandes batallas de su mandato.