El primer reto agrario del futuro Felipe VI será ayudar a cerrar la tensión con Marruecos

0
5

    Y este problema no va a ser baladí precisamente, aunque también representará una prueba de fuego muy válida para el futuro rey, no sólo de cara a sus ciudadanos, sino ante la Unión Europea, ya que las tensiones con Marruecos no son sólo españolas (aunque en el tema de pesca sean los más perjudicados) sino con toda la UE, que ha cerrado parte de las puertas a la importación de sus productos hortícolas, en especial el tomate, como medida de precaución ante la posible entrada masiva de productos no sólo del reino alauita, sino de terceros países aprovechando las negociaciones abiertas.

    Actualmente, las tensiones siguen abiertas por ambas partes. Desde Marruecos porque no están de acuerdo con la situación creada, desde España, como recordaba este mismo lunes Fepex, porque le sector no está dispuesto a que se modifiquen esos precios y sea España el que acabe sufriendo las consecuencias, máxime en un momento en el que los precios en origen están cayendo de forma considerable.   

Antecedentes de una crisis que se prolonga demasiado en el tiempo

     Como antecedente de lo que está sucediendo y ante lo que deberán actuar Felipe VI, el pasado mes de marzo, el ministro marroquí de Agricultura, Aziz Ajanuch aseguraba que los acuerdos de pesca y de agricultura que Marruecos tiene firmados con la Unión Europea (UE) "no están ligados. Sin embargo, desde entonces no se ha cerrado el acuerdo pesquero, mienras que desde el país alauita se insiste en que en cuanto a las diferencias con la UE por el nuevo sistema de precios agrícolas para los países terceros, Ajanuch se quejó abiertamente: "Hemos firmado un acuerdo de libre comercio con la UE y la UE ha modificado de manera unilateral las reglas acordadas, y esto no es aceptable". El ministro no quiso cuantificar el impacto que el nuevo sistema de precios tendrá en el sector agrícola (sobre todo el tomate), pero los representantes del sector en Marruecos han asegurado que será "catastrófico".

    Más recientemente, en mayo, el Gobierno marroquí aseguraba que el cultivo del tomate en el país está amenazado por la pérdida de más de 30.000 empleos que provocará la modificación realizada por la Comisión Europea sobre el sistema de precios de acceso para los países terceros. "Las repercusiones (de esta reforma) podrían superar la pérdida de más de 130.000 toneladas de tomates exportables" subrayó el ministro de Comunicación y portavoz del Gobierno, Mustafá Jalfi, en una rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno. Marruecos ha expresado recientemente su enfado ante el nuevo sistema de precios europeos porque considera que tiene graves repercusiones para su agricultura, especialmente para la exportación de tomate, uno de los productos estrella de este país.

    Asimismo,  los pescadores continúan, cinco meses después, pendientes de que se desbloqueen los trámites administrativos que frenan su actividad en aguas marroquíes. Incluso la Comisión Europea criticó hace más de tres semanas este ‘retraso’ de Marruecos en completar la ratificación del acuerdo de pesca con la UE porque impide a los pescadores comunitarios, en particular a los españoles, regresar a los caladeros que gestiona Rabat..

    Una difícil papeleta para el futuro rey, que posiblemente no sea una prioridad en su cargada agenda como nuevo monarca, pero que antes que después deberá afrontar como jefe del Estado y demostrar, al igual que ha hacho en muchas ocasiones su padre, que está a la altura de lo que se le va a exigir desde el principio para consolidar su reinado.

ASAJA destaca del Rey su preocupación por el medio agrario y el agua

     Por su parte, el presidente de la organización agraria ASAJA, Pedro Barato, ha recordado del Rey Juan Carlos I, tras conocer el anuncio de su abdicación, su preocupación por el medio agrario y el aprovechamiento de los recursos hídricos.

     "Para la organización que presido, el Rey siempre ha sido un referente, y en los contactos que hemos mantenido con él a lo largo de todos estos años hemos recibido un trato de cariño que ha sido de mucho reconocimiento por parte del sector agrario que represento", ha asegurado en declaraciones a Efeagro.

     Ha apuntado que los responsables de ASAJA han encontrado en él "siempre a una persona muy preocupada por el medio agrario, el agua y el medio ambiente".

     El monarca, en todo momento, "tenía una información exquisita de todo lo que concernía a acuerdos no sólo en Europa, sino también con países terceros", ha añadido.

     "Hemos tenido a su Majestad como un aliado y un hombre muy comprometido con el sector agropecuario español", ha destacado Barato, tras agradecerle su carácter "cercano" durante las "numerosas audiencias y de mucha duración en el tiempo" que ha mantenido con él.