El PSOE explicará en los pueblos las consecuencias de la reforma de la PAC

0
6

EFE.- El anuncio sobre esta campaña informativa, que se iniciará en los próximos días, lo ha efectuado hoy la secretaria de Agricultura del PSOE de La Rioja, Concepción Andreu, a través de una nota.

   Ha indicado que se prevé que la nueva PAC entrará en vigor en 2015 y ha señalado que, tras la aprobación de la ficha financiera, el presupuesto para la agricultura española será inferior que en el periodo anterior.

   Ello se debe a que se baja en ayudas directas y desarrollo rural un 13 % y un 9 %, respectivamente, lo que es "claro e irremediable", ha asegurado.

   "En esta nueva PAC han variado normativas importantes especialmente para el cultivo del viñedo y se pone en serio peligro la rentabilidad y, por tanto, la continuidad de determinados cultivos o explotaciones ganaderas en La Rioja", ha alertado.

   Sus datos indican que el sector vitivinícola recibe en España 450 millones de euros, que suponen unos 970.000 beneficiarios, por lo que cree que los viticultores riojanos deben estar bien informados para opinar sobre lo que se encontrarán dentro de la bolsa común del reparto de las ayudas.

   "Deben ser conscientes de lo que supondría que el cultivo de la vid pasara a un sistema de pago único, donde todas las superficies cultivadas cuentan igual o si, por el contrario, preferirían seguir con el sistema actual del Programa Nacional de Apoyo al sector, con las medidas específicas hasta ahora aplicadas", ha referido.

   En esta campaña informativa, los socialistas riojanos desean explicar cuestiones que afectan al campo de La Rioja, como que la nueva PAC se centra, fundamentalmente, en la política de ayudas, "a costa de desmantelar los instrumentos de regulación de los mercados y la preferencia comunitaria".

   También ha considerado "alarmante" la eliminación de los sistemas de cuotas de producción y derechos de plantación, lo que en La Rioja supondría "la desaparición del cultivo de la remolacha".

   Respecto a los derechos de plantación de viñedo, ha dicho que se permitirá un incremento anual del 1 % de las actuales plantaciones, lo que provocará excedentes de producción, que "presionarán" a la bajo de los precios de la uva y la consiguiente pérdida de renta para los viticultores profesionales.