El PSOE pide al Gobierno medidas en defensa de la agricultura de Andalucía

0
11

EFE.- El objetivo es “instar al Gobierno a que no deje de lado al sector” y “se siente” con la Junta de Andalucía para solucionar las dificultades que atraviesa la agricultura en esta autonomía, según ha explicado en rueda de prensa secretario adjunto del grupo parlamentario socialista, Miguel Ángel Heredia.

Una propuesta afecta a las intervenciones públicas en materia de regadío; dos al olivar; una al uso sostenible de productos para el control de plagas y otra al fomento de la innovación agroalimentaria.

El diputado por Sevilla Antonio Pradas ha señalado hoy en conferencia de prensa en el Congreso que el Gobierno ha puesto “piedras en el camino” a los productores, en ámbitos como la Política Agrícola Común (PAC) o el encarecimiento de las tarifas eléctricas.

En la proposición sobre regadío, el PSOE ha solicitado al Gobierno que promueva la apertura de una “vía de negociación” con la Junta, para articular mecanismos de cooperación y coordinación, con vistas a favorecer medidas que aumenten la eficacia y la modernización del riego.

Pradas ha afirmado que el Ejecutivo debe “mimar” al regadío, como fuente de empleo, y más tras las subidas de los costes energéticos, que ha cifrado en un 20 %, a las que ha unido el repunte del IVA.

Por este motivo, ha añadido, el Gobierno debe “reconsiderar” lo que ha calificado como descenso en inversiones en infraestructuras hidráulicas en Andalucía.

Respecto al aceite, el PSOE ha planteado “un trato especial” dentro de la PAC para el olivar en pendiente, donde la cosecha tiene mayor coste que en la campiña llana; por ello, ha solicitado que sea incluido dentro de los “pagos acoplados”, es decir, vinculados a la producción o, en su defecto, cuente con otro tipo de ayudas.

El olivar en pendiente representa el 20 % de la mano de obra que genera el sector olivarero andaluz.

En otra proposición, el PSOE ha solicitado que el Gobierno español defienda ante las instituciones de la Unión Europea (UE) la unificación de las reglas internacionales de venta de los aceites de oliva, para evitar trabas a la exportación y la “pérdida de imagen” de calidad.

En el ámbito fitosanitario, los socialistas han reclamado actuaciones para apoyar a los agricultores de cara a la gestión integrada de plagas y el impulso de una norma sobre uso “sostenible” de plaguicidas, en colaboración con el sector.

Además, el PSOE ha pedido un mayor impulso a la innovación en la agricultura y ganadería andaluzas dentro de la nueva PAC y, concretamente, mediante los instrumentos de los planes de desarrollo rural de Andalucía.