Los productores de aceituna negra españoles afectados por los aranceles impuestos por el gobierno de Estados Unidos el pasado 12 de junio pedirán a la Unión Europea que les compensen por los 5 millones de euros invertidos en abogados americanos en este proceso, como primera medida para paliar su situación.

Fuentes del sector han informado a Efe de que esta es la primera petición que han trasladado a las autoridades para que sea gestionada ante la Comisión Europea, en quien confían para que les ayude a evitar los efectos de las medidas arancelarias impuestas por el gobierno de Donald Trump.

“aunque los aranceles son muy altos, la intención del gobierno americano era que fuesen mayores aún”

Han recordado que cuando se conocieron las primeras intenciones del gobierno estadounidense de imponer aranceles a su producto ya se contrató un bufete en Estados Unidos, que ha trabajado más de un año y medio en este asunto.

En este sentido, se han felicitado de que “aunque los aranceles son muy altos, la intención del gobierno americano era que fuesen mayores aún”, con lo que consideran que ha sido una buena inversión contar con un bufete en Estados Unidos para defenderlos.

Los aranceles, suponen que, la aceituna negra española, que tiene su mayor exponente en la provincia de Sevilla, paga ahora de un 21,60 % provisional en vigor hasta el pasado 12 de junio, a un 34,75 %.

Estas resoluciones no sólo mantienen los aranceles provisionales impuestos en noviembre y enero pasados, sino que los aumentan, y se impone un arancel medio del 14,75 % frente al 4,47 % provisional establecido en noviembre, así como un arancel medio del 20 %, frente al provisional del 17,13 % establecido en enero.

Tanto organizaciones agrarias como desde el Ministerio y la UE han mostrado su preocupación por los aranceles impuestos, que va en contra, más que de la aceituna, de todas las políticas europeas de la PAC.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here