España pide una futura política agraria que prevea soluciones para la crisis como el E.coli

0
10

EFE.- El secretario de Estado español de Medio Rural y Agua, Josep Puxeu, pidió hoy que la futura política agrícola común prevea soluciones frente a crisis como la causada por el brote infeccioso causado por la bacteria "E.coli".

"Se han utilizado mecanismos clásicos de política agraria común para intentar arreglar una situación que sale del ámbito alimentario, que es excepcional", afirmó en Luxemburgo, donde se hoy celebró un Consejo de Ministros de Agricultura de la UE.

Puxeu recalcó que la nueva política agraria común de la Unión debe contemplar mecanismos de gestión de crisis para este tipo de escenarios "porque no tenemos capacidad de respuesta".

Pidió además una solución para aquellos pedidos que se quedaron a precios inferiores por el brote.

Las declaraciones del secretario de Estado se produjeron después de que la Comisión Europea (CE) ofreciera quince millones de euros adicionales para ayudar a promocionar en los próximos tres años el consumo de verduras y frutas en la UE, tras la caída debida al brote originado por la bacteria.

El comisario europeo de Agricultura, Dacian Ciolos, anunció hoy la medida en un Consejo de Ministros en el que se pasó revista a la situación en el sector hortofrutícola europeo tras las acciones adoptadas para frenar la caída de las ventas y los precios.

En la actualidad, Bruselas destina diez millones de euros anuales a campañas de promoción en ese ámbito, dijo a la prensa la ministra portuguesa de Agricultura, Assunçao Cristas.

Además, Bruselas anunció su intención de adelantar a mediados de noviembre la próxima campaña de promoción de frutas y verduras, lo que "permitirá reducir a la mitad el procedimiento normal de adopción de ese tipo de programas", según la Comisión.

Ciolos aportó datos de los precios en la semana del 13 al 19 de junio que muestran un aumento en casi todos los productos (un 40 % de media en la UE en el caso del pepino, 11 % en el caso del tomate y del 8 % en el de calabacines y pimientos).

La única verdura cuyo precio ha caído ha sido la lechuga, un 19 %, indicaron fuentes comunitarias.

Pero Puxeu recalcó que además de los pepinos, "hay producciones de otras frutas y hortalizas que se han visto afectadas y hay que buscar alguna promoción".

"Nosotros hemos puesto de manifiesto algunos productos siguen teniendo precios muy bajos", agregó.

El Comité de Gestión (que reúne a expertos de los Veintisiete) hará un balance de la situación de los mercados el próximo 22 de julio.

En esa fecha los países tendrán que haber presentado sus peticiones, ya que la CE quiere que el dinero pueda llegar a sus destinatarios a finales de julio.

España sigue trabajando para mejorar las propuestas, dijo Puxeu, dado que es el país más afectado por la crisis, aunque eludió dar más datos al respecto.

"No es el momento de dar cifras", señaló el secretario de Estado, quien explicó que además el comisario europeo de Sanidad, John Dalli, insistió en que hay que trabajar con rigor y certezas y dejar al margen noticias no contrastadas como ocurrió cuando la senadora de Salud de Hamburgo, Cornelia Prüfer-Storcks, apuntó directamente a los pepinos procedentes de Almería y Málaga como causantes del brote.