España defiende en Bruselas la sostenibilidad de los regadíos y el esfuerzo de los agricultores

0
1

     Así, según aclaró Ricardo Serra, “todas las actividades económicas, y muy especialmente la agricultura, necesitan de un suministro constante, suficiente y de calidad de este recurso, para ello en todos los países del sur de Europa, y especialmente en España, que es el caso que mejor conozco, los agricultores hemos hecho notables inversiones para modernizar nuestros sistemas e instalaciones de riego, evitando las pérdidas en las conducciones, regando a demanda y dando a cada planta la cantidad necesaria que precisa y no más. En definitiva, hemos optimizando al máximo el uso de este recurso básico.".

Más esfuezo tecnologico para usar el agua de uso industrial y urbano en la agricultura

    “Esta modernización -aclaró Serra- ha conllevado un doble coste, el derivado de las nuevas inversiones y el que se deriva del mayor consumo energético que estos nuevos sistemas de riego demandan.”

     Sobre la posibilidad de reutilizar el agua de uso industrial y urbano para poder destinarla a usos agrarios, el representante de los agricultores europeos, Ricardo Serra, demandó mayores esfuerzos a administraciones e investigadores para avanzar en el proceso y para reducir los costes de tratamiento y eliminación de residuos químicos, pasos previos básicos para poder reutilizar el agua.

     A juicio de Serra, a corto plazo no es viable la sustitución del agua de riego por agua reciclada, pero el representante del COPA entiende que se abre una nueva vía que se podrá implantar cuando se hayan resuelto los problemas que esta sustitución todavía plantea y cuando se haya superado también la percepción negativa que hoy en día tienen los consumidores sobre los alimentos obtenidos con el uso de agua reciclada.

      Es necesario por tanto, además de una mayor concienciación y una mejora en todo el proceso de reciclaje, un sistema de regulación y acceso, que aún está por desarrollar e implantar, y que además permita que, en una primera fase, el agua se destine al riego de cultivos no alimentarios.