La Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) aboga por una actualización del Acuerdo Marco Interprofesional (AMI) 2015-2019, ante el nuevo escenario europeo sin cuotas de producción. Tras analizar la situación actual y las perspectivas de futuro del cultivo de la remolacha después de la liberalización de las cuotas en 2017, el sector remolachero de COAG, presente en todas las zonas productoras españolas, considera que es hora de hacer balance y empezar una nueva negociación para establecer mejoras en el actual AMI, suscrito entre Azucarera y las Organizaciones Profesionales Agrarias más representativas (COAG, Upa y Asaja).

Aunque reconoce que ha sido un acuerdo útil, que ha permitido el mantenimiento del cultivo tras la última reforma iniciada en 2006, también considera que el AMI debe seguir buscando mejoras y  avances que garanticen la viabilidad del cultivo. Desde 2011, España ha perdido el 20% de sus hectáreas, pasando de 45.002 a las 36.163 de la presente campaña (ver tabla). En los principales países europeos competidores ya se han establecido mejoras para la campaña actual en las condiciones contractuales y precios que, entre otros factores, han llevado a un incremento de la superficie de remolacha del 17% en toda la UE para la campaña 2017/18.

Entre las mejoras que deberían abordarse en clave estatal, COAG propone la eliminación de los descuentos por corona, de forma que la remolacha pueda entregarse sin descoronar en todas las fábricas. COAG siempre ha rechazado las prácticas que no reconocen el contenido de azúcar de las coronas de la remolacha y ha demandado el pago de la raíz entera, incluida la corona, conforme a los precios y escala de valoración por polarización vigente en el AMI.

Por todo ello, COAG pide a Azucarera que se siente a negociar con amplitud de miras y transparencia mejoras beneficiosas tanto para la industria como para los remolacheros, que puedan incentivar el cultivo de la remolacha,  y que garantizarían un mayor suministro de raíz para sus fábricas y unas mayores posibilidades de producción. “Debemos aprovechar la oportunidad que supone el déficit de producción respecto del consumo de azúcar a nivel nacional (menos de  500.000 Tms de azúcar producidas frente a un consumo superior a las 1.300.000 Tms)”, ha subrayado el responsable del sector remolachero de COAG, Fernando García.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here