Este primer trimestre las grandes economías harán públicas su reducción de emisiones

0
0

       La ministra se ha referido también al actual marco de negociación internacional en materia de cambio climático y, en concreto, a la sesión celebrada la semana pasada en Ginebra (Suiza), y que se verá complementada, con las próximas que tendrán lugar en junio, en Bonn, junto a otras sesiones posteriores, en agosto y septiembre, y otra en octubre, también en la misma ciudad alemana.

     El mandato de Lima estableció que el Grupo de la Plataforma de Durban debe trabajar con vistas a producir un texto de negociación de un “protocolo, otro instrumento legal o un resultado acordado con fuerza legal, bajo la Convención, aplicable a todos los países” antes de mayo de 2015, ha explicado la ministra.

Trabajo intenso

    Este ha sido el objetivo principal de la sesión de Ginebra, según ha añadido, tras avanzar que se ha trabajado para conseguir que el documento refleje todas las propuestas y posiciones de los países. Tras esta sesión, el texto de negociación ya está en la página web de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), ha añadido.

     García Tejerina ha indicado que la Unión Europea, junto a Estados Unidos y China, ya han mostrado sus intenciones pero que, en cualquier caso, estos tres anuncios deberán traducirse en objetivos cuantificados de reducción de emisiones e incluir la información que se ha acordado en la cumbre de Lima.

     Ha subrayado que la Unión Europea ya está trabajando internamente en su contribución, sobre la base del acuerdo del Consejo Europeo de octubre del año pasado (-40% de reducción en 2030, respecto a 1990), y teniendo en cuenta los requerimientos de información acordados en Lima.

Apuesta por avanzar juntos

    Respecto a la COP 20, ha resaltado que los principales resultados quedaron reflejados en el “Llamamiento de Lima para la acción climática”, un acuerdo que “nos permite seguir avanzando, todos juntos, hacia ese futuro régimen de lucha contra el cambio climático que queremos lograr este año en París”.

     Se adoptaron, además, un conjunto de decisiones técnicas que “avanzan en la implementación del actual régimen de lucha contra el cambio climático en el ámbito de Naciones Unidas”, según la ministra.

     Ha precisado que, aunque no ha sido parte de los resultados formales adoptados en la Cumbre, se ha alcanzado la primera movilización de recursos del Fondo Verde para el Clima, por importe de 10.200 millones de dólares, gracias a las contribuciones de más de veintisiete países, entre ellos España, con una aportación de 149 millones de dólares.

     “El éxito de esta primera capitalización del Fondo Verde para el Clima pone de manifiesto la clara voluntad de muchos países de continuar contribuyendo a la financiación climática, y así ayudar a establecer acciones y proyectos concretos de lucha contra el cambio climático en países en desarrollo”, ha asegurado García Tejerina.

      Por último, ha reconocido que esta Cumbre de Lima resultó “compleja” y que para llegar al texto del Acuerdo final hizo falta mucho esfuerzo de todas las partes, lo que supone “la clara evidencia de la voluntad de todos los países para frenar el cambio climático”.