Eurodiputados advierten del “retraso” en la regeneración de las rías gallegas

0
4

EFE.- Los miembros de las comisión de Peticiones del Parlamento Europeo han visitado esta semana Vigo, Ferrol y O Burgo para analizar las once denuncias presentadas por diferentes asociaciones ciudadanas sobre los altos niveles de contaminación que sufren las rías gallegas y que podrían vulnerar las leyes europeas de protección medioambiental.

El presidente de la delegación, Philippe Boulland, en nombre de todos los eurodiputados que integran esta delegación, ha admitido la "legitimidad" de las peticiones y ha reconocido sentirse "muy impresionado" por el estado que presentan algunas zonas de las rías gallegas.

Buolland ha insistido en que "queda mucho por hacer", especialmente en la eliminación de lodos, aunque ha constatado los "esfuerzos" de las autoridades para limitar los efectos nocivos.

También ha destacado que, si bien algunas respuestas son satisfactorias, "quedan muchos interrogantes por aclarar" y ha confiado en poder contar con las autoridades para que aporten respuestas.

En el caso de la ría coruñesa de O Burgo, que visitaron el martes, Boullland ha apremiado a las autoridades gallegas a retirar los lodos y ha advertido de que en caso contrario podrían derivar en un problema de salud pública, mientras que en el caso de Ferrol no ha dudado en afirman que es donde más trabajo queda por hacer.

Además, ha advertido de que en caso de que España no cumpla la normativa podría enfrentarse a una sanción económica.

La delegación del PE emitirá su informe antes del verano y el documento será debatido en presencia de los interesados.

La comisión parlamentaria anuncia que todas las cuestiones sin respuesta serán abordadas y se exigirá a la Comisión Europea una respuesta adecuada.

La delegación parlamentaria ha estado presidida por el eurodiputado conservador francés Philippe Boulland (líder de la delegación), y de la misma formaban parte la austríaca del Grupo ALDE Angelika Werthmann y la letona del Grupo Verdes/EFA Tatjana Zdanoka.

Les han acompañado los eurodiputados españoles Francisco Millán Mon (PPE), Carlos Iturgaiz (PPE), Antolín Sánchez Presedo (socialitas), Ana Miranda (Verdes/EFA/BNG) y Willy Meyer (Izquierda Unitaria Europea).

La visita a Galicia está motivada por las 11 quejas que ha recibido la comisión de Peticiones de la Eurocámara que denuncian los elevados niveles de contaminación del agua en diversas zonas costeras, sobre todo en estuarios incluidos en la lista de enclaves de la biodiversidad protegidos por la Directiva europea Natura 2000.

Tras la visita de los eurodiputados a Galicia, la directora del Instituto Tecnolóxico para o Control do Medio Mariño (Intecmar) de Galicia, Covadonga Salgado, ha señalado que la comisión ha recibido explicaciones detalladas de los esfuerzos hechos en saneamiento y de cómo esas mejoras "están empezando a dar sus frutos".

Salgado ha señalado que desde el año 2009 se ha implementado un mejor sistema de control, al subdividir muchas zonas de producción, que han pasado de 49 a 123.

La directora de Intecmar ha recordado que se han incrementado las zonas de producción "A" y se han reducido las "C", que son las que presentan un peor estado medioambiental.

Las zonas que mejoraron suman 212 kilómetros cuadrados y sólo empeoraron 9 zonas de bancos marisqueros que suponen 8 kilómetros cuadrados.

"La balanza se inclina hacia la mejoría y las obras de saneamiento que se están notando", ha remarcado.

Además, ha subrayado que Galicia endurece incluso los parámetros europeos para la cría de moluscos.

Por su parte, el director de Augas de Galicia, Francisco Menéndez, que junto a Salgado a acompañado a la delegación de la Unión Europea (UE) por su recorrido por las rías gallegas, ha explicado que esta visita ha supuesto la oportunidad de presentar lo que se está haciendo en materia de depuración de aguas residuales.

Menéndez ha destacado que Galicia partía de "cero" en los años ochenta en cuanto a infraestructuras y hoy en día están operativas 150 estaciones depuradoras de aguas residuales.

"Lógicamente, la quejas que recibió el Parlamento no son por las cosas buenas que se han hecho, sino por los problemas que siguen latentes, pero hemos querido darles una visión de conjunto sobre la evolución de la depuración en Galicia".