Exigen a la Confederación Hidrográfica del Duero que asuma los daños de las inundaciones

0
33

    Por eso, ASAJA informará a todos sus asociados de la importancia de tramitar las solicitudes de indemnización por daños patrimoniales, reflejando con la mayor exactitud posible los daños que se han producido en sus propiedades y haciendo una valoración aproximada de los mismos. Los afectados deben de dar también, si es el caso, parte de siniestro por las pólizas de seguro agrario. En el caso de bienes asegurados, uno de los riesgos que ampara el Consorcio de Compensación de Seguros es precisamente el de inundaciones, entendiéndose como tal “el anegamiento del terreno producido por lluvia o deshielo, por aguas procedentes de ríos o cursos naturales de agua en superficie cuando se desbordan de sus cauces normales”.

    Al margen de la reclamación de daños individuales ante el Estado a través de la CHD, ASAJA anima a sus socios a que "insten a los ayuntamientos a canalizar la comunicación de daños y quejas ante las autoridades competentes, y que aprovechen la ocasión para reclamar la ejecución de obras que eviten situaciones similares en el futuro".

No permiten limpiar los cauces

    Por su parte, las organizaciones agrarios UPA y COAG de Castilla y León han lamentado que no se permita a agricultores y ganaderos limpiar los cauces, para evitar inundaciones en explotaciones agrarias. "Son intocables", ya que si un profesional de campo limpia por su cuenta las orillas de un cauce, se arriesga a "graves sanciones", ha advertido el secretario general de UPA en Castilla y León, Julio López.

     "Ni se hace" por parte de la Confederación Hidrográfica del Duero esa limpieza, "ni dejan hacerla" a los agricultores y ganaderos, ha aseverado durante una rueda de prensa en Valladolid.

      Julio López ha asegurado que las lluvias son beneficiosas en general para el campo, pero en muchas zonas "la tierra no admite más agua", tras el mes de marzo más lluvioso que se recuerda.

      Aunque es pronto para evaluar daños, además de que se prevén más lluvias para los próximos días, los cultivos más perjudicados en Castilla y León son la remolacha y el maíz.