Expertos constatan que calidad de los huevos es similar con norma bienestar

0
5

EFE.- Expertos del sector avícola de puesta han constatado que las pruebas realizadas hasta ahora indican que "aparentemente" con la aplicación de la Directiva comunitaria, que recoge las normas mínimas de alojamiento de las gallinas ponedoras, los huevos tienen la misma calidad que en la actualidad.

Así lo han destacado los expertos del sector que han asistido esta semana al XLVIII Simposio Científico Nacional de Avicultura, celebrado en Palacio de Congresos de Santiago de Compostela, según ha destacado hoy a Efeagro el presidente de la Asociación Española de Ciencia Avícola (AECA), José Ignacio Barragán.

Barragán ha explicado que en este encuentro, que ha concluido hoy, se ha analizado el impacto de las modificaciones de la normativa europea de bienestar animal en la calidad de los productos.

Según ha subrayado, las pruebas que se han realizado hasta ahora aparentemente indican que los huevos son de la misma calidad, es decir, "bastante buena" como en la actualidad.

Con esta normativa, se espera seguir produciendo huevos de calidad igual o superior que hasta ahora, ha aseverado.

Entre los principales retos del sector avícola de puesta, Barragán se ha referido a la adaptación definitiva a esta normativa, que será de aplicación obligatoria desde el 1 de enero de 2012, y que requiere unas necesidades "muy altas" de financiación para realizar los cambios.

Ha precisado que la mayoría del sector se ha adaptado a la norma, cuya aplicación "probablemente" provoque una reducción del parque de ponedoras en España, de entre un 10 y un 15 %.

El censo de gallinas ponedoras en granjas de producción en jaula se sitúa en 43.043.653 aves a 1 de abril de 2011.

En el caso del avícola de carne, el objetivo es hacer un producto atractivo para el consumidor y convencerle de que los precios con los que trabaja el sector no le permite cubrir los costes de producción.

Entre otros asuntos, durante el Simposio también se han abordado temas como la identificación y priorización de enfermedades, los efectos de las condiciones de cría de los animales, la nutrición y el cumplimiento de prácticas que garanticen su salud y bienestar y las patologías como origen de problemas de calidad en las producciones.