Extremadura consensuará el nuevo reglamento para agentes del medio natural

0
31

   Además,, ha destacado la inversión de 48 millones de euros para 2013 en materia forestal, cifra que asciende hasta 87 millones hasta 2015, así como el hecho de fijar en una sola formativa todo lo concerniente a prevención y extinción de incendios, y todo lo que va a suponer la nueva Ley de la Dehesa, que también será aprobada en breves fechas.

    Antes de las conclusiones de las jornadas, una mesa redonda ha abordado la situación de los distintos actores implicados en la prevención de un incendio forestal (agricultores, empresas forestales, mancomunidades, organizaciones ecologistas y profesionales del Plan Infoex). En ella, se ha puesto de manifiesto la reclamación de los agricultores y ganaderos de contar, por parte de la Administración, con una tramitación más ágil, así como tener más inversión para actuaciones en materia de prevención, aunque reconocen el esfuerzo en este sentido del Gobierno extremeño al invertir este año el doble que en años precedentes.

    Los participantes en estas Jornadas en representación del sector empresarial por su parte ha avalado las propuestas del consejero de Agricultura, José Antonio Echávarri, de utilizar el pastoreo y quemas como medidas de prevención. Asimismo, han abogado por una mayor inversión en investigación, fraccionar los montes y, sobre todo, plantean la posibilidad de que los montes públicos puedan ser gestionados por empresas privadas. Esto supondría crear entre 10.000 y 12.000 empleos y reconciliar al monte con los habitantes de las zonas rurales, aseguran, e invitan a comprobarlo poniéndolo en práctica en una comarca.

    Asimismo, han propuesto líneas de trabajo como una coordinación con las direcciones generales, con el Seprona, y estudiar por zonas o comarcas los problemas y aportar soluciones, fueron otras aportaciones de estos actores.

    Al margen de esta mesa, profesionales de los medios de comunicación han puesto de manifiesto la importancia que juegan éstos en la prevención de incendios. Para ello, los periodistas cuentan con un protocolo de actuación para informar de estos casos y cuentan en el mismo con la terminología adecuada para ello.

     Los participantes en esta sesión de trabajo han analizado el problema que supone el efecto llamada, que en algunos casos implica que un incendio que se recoge de manera significativa en los medios conlleva en muchas ocasiones que aparezcan otros focos.

     Las jornadas tienen vocación de continuidad para consolidarse como un foro de debate para todos los sectores implicados en materia de prevención de incendios.