Extremadura oferta 500 hectáreas de derechos de plantación de viñedos

0
9

EFE.- Según dispone la orden publicada hoy en el Diario Oficial de Extremadura, la concesión de los derechos de plantación tendrá como finalidad el establecimiento de nuevas plantaciones destinadas a la producción de vinos de calidad.

En un comunicado, el Gobierno de Extremadura ha animado a los viticultores a que se beneficien de esta oferta para seguir mejorando la vitivinicultura regional.

Para ello, no sólo priorizará las solicitudes de jóvenes agricultores que se establezcan por primera vez en una explotación vitícola en calidad de jefe de explotación, sino que, además, la concesión para ellos será sin contrapartida económica alguna.

A la hora de conceder los derechos, se clasificarán las solicitudes en seis grupos por el siguiente orden de prioridad: los jóvenes agricultores, titulares de explotaciones agrarias prioritarias, agricultores a título principal, explotaciones inscritas en el registro de titularidad compartida, otros solicitantes, y beneficiarios de derechos de nueva plantación en la convocatoria del año 2013.

El primer grupo los recibirá gratuitamente, mientras que los agricultores de los grupos dos, tres y cuatro deberán abonar a la Hacienda autonómica 378 ?/ha para plantaciones que se realicen en la provincia de Badajoz y 189 ?/ha en la de Cáceres.

El resto de agricultores de los grupos cinco y seis, 1.134 ?/ha para las plantaciones en la provincia de Badajoz y 567 ?/ha en la de Cáceres.

La cantidad máxima de derechos a asignar a cada solicitante, en función de la acreditación de la pertenencia al grupo de referencia, será de cinco hectáreas para los pertenecientes al grupo uno.

Cuatro para los incluidos en los grupos dos, tres y cuatro; y tres hectáreas para los comprendidos en los grupos cinco y seis.

Entre los requisitos que deben cumplir los solicitantes están el no haber sido beneficiario de prima por abandono ni haber cedido derechos de replantación en la campaña de presentación de la solicitud o durante las cinco campañas precedentes.

No tener derechos de replantación vigentes, salvo que no disponga de suficientes para completar la plantación solicitada, y tener regularizada la totalidad de sus parcelas de viñedo conforme a la normativa vitivinícola vigente en el momento de presentar la solicitud son otros requisitos.

La superficie mínima a plantar en cada parcela solicitada será de una hectárea para las parcelas ubicadas en la provincia de Badajoz y de 0,5 para las parcelas ubicadas en los términos municipales cacereños.

Una vez adjudicados los derechos, los beneficiarios deberán cumplir con los compromisos exigidos en la normativa, y de no ser así, pasarían a ser viñedos ilegales y deberán ser arrancados.