El Gobierno francés anunció este viernes 26 que prohíbe, al menos temporalmente, los productos fito-farmacéuticos con metam-sodio después de que varias decenas de personas hayan resultado intoxicadas en los últimos meses por el uso de un pesticida de ese tipo en el oeste del país.

En un comunicado conjunto, los ministerios de la Transición Ecológica, Sanidad, Agricultura y Economía y Finanzas indicaron que la suspensión durará en principio tres meses, en espera de las conclusiones del trabajo de evaluación de la agencia sanitaria (Anses).

La justificaron por cuatro casos en las últimas semanas de “intoxicaciones respiratorias” entre el personal y los vecinos de explotaciones agrícolas en las que se había utilizado, tres en el departamento de Maine-et-Loire y uno en el de Finistère.

Según el Ejecutivo, “no se respetaron correctamente las preconizaciones de utilización de los productos”

En Maine-et-Loire, la prohibición está en vigor desde hace dos semanas después de que decenas de personas se hubieran quejado de molestias inmediatamente después del tratamiento de campos de canónigos con un pesticida.

Según el Ejecutivo, “no se respetaron correctamente las preconizaciones de utilización de los productos” en las intoxicaciones registradas, y además “las condiciones climáticas han podido contribuir igualmente en los incidentes”.

Recordó que el metam-sodio es una de las sustancias activas que está identificada como de las “más preocupantes para la salud y el medio ambiente” en su plan para reducir el uso de pesticidas.

Por eso se pidió un estudio el pasado 10 de julio a la Agencia Nacional de Seguridad Sanitaria de la Alimentación, del Medio Ambiente y del Trabajo (Anses).

Caber recordar que el presidente de Francia, Emmanuel Macron, ha decidido echar un pulso a Europa, pero sobre todo a sus propios agricultores, al anunciar que quiere dar el ejemplo prohibiendo el glifosato en un plazo de tres años y no de cinco, según lo acordado por los Estados miembros de la UE.

El presidente galo nanunció que el gobierno tomaría “los pasos necesarios” para prohibir el uso de glifosato en Francia “tan pronto como se hayan encontrado alternativas y, a más tardar, en tres años “.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here