ASAJA Málaga reconoce que, ante una situación como la vivida, es difícil que los cauces asuman todo el caudal, pero vuelve a denunciar que la falta de limpieza en algunos cauces de ríos ha empeorado los problemas acarreados por las fuertes lluvias sufridas durante la madrugada y toda la jornada del domingo. Por eso, insiste en que “al igual que los agricultores tenemos la obligación de pasar una ITV periódica de nuestros vehículos, la administración debe superar  igualmente, una Inspección de la limpieza de cauces de los cuales son titulares”.

La semana pasada ASAJA Málaga denunciaba esta falta de limpieza y las nefastas consecuencias que podían conllevar. Consecuencias que han llegado este mismo fin de semana con las fuertes lluvias que han dejado una acumulación de más de 400 litros de agua en esta provincia, donde ha afectado especialmente a diversas zonas desde Bobadilla, en la comarca de Antequera, hasta la comarca de Ronda. Por eso, reclaman un mantenimiento periódico de los cauces de los ríos.

En primera instancia, el fenómeno de Depresión Aislada en Niveles Altos (Dana), ha dejado a su paso problemas importantes de acceso que reflejan el estado de dejadez que tienen las infraestructuras en la provincia, lamenta la organización.

Piden la creación de una partida presupuestaria para el mantenimiento periódico y limpieza de cauces

A ello se le suma el problema ya denunciado la semana pasada  por esta entidad agraria, cuando requerían la limpieza del cauce de un río, cuyo desbordamiento ha supuesto “uno de los principales problemas para los agricultores e instalaciones agrícolas y agroindustriales de la zona. Y es que la vegetación y cauce que no se habían limpiado han provocado que se pierdan varios metros de cauce, haciendo que el agua tienda a salir y no a entrar en el mismo”.

Es por ello que demandan la creación de una partida presupuestaria para el mantenimiento periódico de los cauces. “Al igual que los agricultores tenemos la obligación de pasar una ITV periódica de nuestros vehículos, la administración debe superar  igualmente, una Inspección de la limpieza de cauces de los cuales son titulares. En muchos casos los propios agricultores intentan limpiar un cauce público, que no es su obligación, y es la propia burocracia la que impide esta colaboración del agricultor”, critican desde ASAJA Málaga.

Por otra parte, ASAJA Málaga pone de manifiesto la importancia de las infraestructuras hidráulicas cuya existencia ha permitido recibir los más de 80 hectómetros cúbicos, que de no ser así hubieran provocado daños inimaginables aguas abajo. “Con lo cual volvemos a solicitar la creación de toda infraestructura que, por un lado, evite enormes daños y, por otro, ayude a acumular recursos hídricos”.

En una primera aproximación de puesta en contacto con sus agricultores, ASAJA Málaga ha comprobado grandes daños en infraestructuras como naves en algunos casos con grandes pérdidas ganaderas, caminos, instalaciones de riego, daños en plantaciones de nuevos cultivos leñosos, principalmente. Unos daños que se irán incrementando conforme pasen los días.

ASAJA Málaga a día de hoy, no puede cifrar los daños ya que aún se encuentra valorando los mismos, y no será hasta dentro de varios días cuando se pueda ver claramente hasta qué punto han salido perjudicadas las explotaciones agrarias, para lo cual solicita la colaboración de los agricultores y ganaderos afectados, que en muchos casos aún no han podido entrar en sus explotaciones, rellenando las declaraciones de daños que tienen preparadas a tal efecto.

(Fotos: Asaja Málaga)

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here