Fuerteventura siembra 20 toneladas de trigo para proteger a especies de caza

0
22

EFE.- El Cabildo de Fuerteventura ha comenzado hoy en el Valle de Jaifa de su capital su campaña de siembra para favorecer la conservación de las especies silvestres y cinegéticas en el ámbito rural, una iniciativa con la que plantará 20 toneladas de trigo en las gavias majoreras.

El consejero de Deportes y Caza, Antonio Mesa, ha inaugurado esta nueva campaña anual en los terrenos agrícolas pertenecientes a Domingo de León Peña, en la cuenca situada entre los valles de Tetir y Tesjuate.

Mesa ha explicado en un comunicado que la primera fase de sembrado del trigo en el campo majorero se hace en seco, y que a ella le seguirá una segunda, a partir de la llegada de las primeras lluvias.

El consejero ha destacado que la campaña de siembra es "enormemente efectiva" y ha recordado que en Fuerteventura se lleva a cabo desde hace más de veinte años para ofrecer cobijo y sustento a todo tipo de animales silvestres.

Ha agregado que en las últimas campañas la acción institucional se ha reforzado con la colaboración con las sociedades de cazadores de la isla, a las que se les entrega las fanegas de alfalfa que necesiten y el material de vallado para que refuercen aquellas reservas de mayor interés.

La campaña de siembra se complementa con la instalación y abastecimiento de un centenar de comederos y bebederos, que se distribuyen en las zonas más aptas para la caza.

Estos sistemas, que están diseñados para impedir su aprovechamiento por el ganado, ofrecen sustento a especies cinegéticas como la perdiz o el conejo, pero también a todo tipo de animales silvestres que abundan en el campo majorero.

Otro de los beneficios de la campaña es su contribución a la lucha contra los procesos de desertización y la rehabilitación de estructuras tradicionales de cultivo como gavias, paredes que realiza el Cabildo de manera continua, ha resaltado.

Antonio Mesa ha informado que el Cabildo ha incrementado progresivamente la cantidad de cereales a sembrar, al pasar de los 5.000 kilogramos de los primeros años a los 20.000 que se siembran en la actualidad.

El cereal utilizado para la presente campaña es variedad de trigo de secano que necesita poca agua para su brote y crecimiento, ha explicado.