ICEX resalta oportunidad de negocio de la agricultura ecológica en Rumanía

0
7

EFE.- La agricultura ecológica es una oportunidad para revitalizar el campo e incrementar la calidad de vida en Rumanía, pero también tiene ventajas para inversores extranjeros, según el informe sobre “El mercado de la agricultura ecológica en Rumanía” del ICEX.

La producción ecológica cuenta con “claras ventajas para su crecimiento”, como el hecho de que el país presenta unas condiciones naturales favorables, un gran área de pastos y prados disponibles, un menor uso de fertilizantes, pesticidas y herbicidas, así como que el 30 % de la tierra arable aún no está cultivada.

Es un “sector dinámico y en progresivo desarrollo”, además entre los objetivos del Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural rumano está establecer medidas de apoyo para incrementar el área de terreno cultivada bajo la agricultura ecológica.

Según ha apuntado, la intención del Departamento es aumentar la competitividad y la variedad de los productos procesados bio, extender el mercado nacional de productos orgánicos e incrementar el consumo per cápita y alcanzar un nivel de producción que permita exportar.

Desde el ICEX, han indicado que los productores españoles de ecológicos procesados tienen en Rumanía una serie de oportunidades beneficiosas para su negocio, como la de exportar productos ya procesados y preparados para el consumidor final, porque el consumo interno, aunque todavía reducido, crece a un ritmo significativo.

La industria de procesado rumana no crece a la misma velocidad, por lo que la mayor parte de lo consumido se importa.

Otra opción podría ser “invertir en tierras agrícolas en Rumanía para desarrollar la capacidad productiva dentro del propio país”.

El ICEX ha considerado, no obstante, que “hay que tener cuidado con las inversiones en regadío, ya que puede haber fuentes de agua contaminadas que sean incompatibles con las exigencias de la certificación de agricultura ecológica”.

También plantea invertir en la industria del procesado, que “necesita ver impulsado su crecimiento”.

Por otro lado, dado que la mayor parte de la producción ecológica rumana se exporta sin procesar, “Rumanía podría ser una fuente de abastecimiento de materias primas para la industria procesadora española de productos ecológicos”.

Sobre todo, “en el caso de empresas globalizadas que necesiten diversificar sus fuentes de abastecimiento para consolidar su competitividad”, ha añadido en el informe.

El estudio hace una radiografía del sector y recuerda que la agricultura ecológica rumana ha experimentado una gran crecimiento a lo largo de los últimos años, con una media del +23 %; además cuenta con una superficie arable cultivada en ecológico de unos 450.000 hectáreas y más de 15.000 operadores.