La contratación de varios seguros baja tras el recorte de las subvenciones

0
8

   Sin embargo, esta caída en la contratación se compensa en cierta medida con el aumento de pólizas en el seguro para vacuno de aptitud cárnica, que en toda España se duplica respecto al mismo periodo del año pasado, ya que sigue siendo más barato aunque haya subido algo su precio.

    La contratación sube por encima de la media en Andalucía, Asturias, Castilla y León y Extremadura, que junto con Cataluña son las comunidades de mayor implantación de estas pólizas.

    En el caso de la línea de vacuno de cebo, se reduce su contratación en un 35 por ciento en el conjunto nacional, con respecto al mismo periodo del año anterior.

    El descenso de contratación es mayor en comunidades como Aragón, Cataluña, La Rioja o Castilla y León, y en esta última "puede ser debido a la eliminación de subvenciones", advierte la empresa estatal.

    Asimismo, en la línea de alta valoración genética la contratación en este periodo ha descendido un 30 por ciento en toda España.

    Galicia y Castilla y León concentran la mayor contratación y a la vez los mayores descensos respecto al año pasado en este periodo.

    El vacuno de lidia "sufre un marcado descenso de la contratación", del 50 por ciento, y "las causas pueden estar relacionadas con la difícil situación que atraviesa el sector y por la eliminación de subvenciones por parte de las comunidades con mayor contratación: Andalucía, Extremadura y Castilla y León".

Se nota los recortes autonómicos de las ayudas


    En ovino y caprino, la disminución en la contratación de seguros es del 15 por ciento en número animales y del 14 en capital asegurado en el conjunto de las comunidades con este ganado.

    "Esta disminución se aprecia con mayor intensidad en las comunidades que han eliminado la subvención, como son Castilla y León, Extremadura, Andalucía o Murcia", subraya Enesa.

    La entidad aseguradora destaca "la bajada significativa en Castilla y León, por su importancia en el censo asegurado, ya que supone 58.000 animales menos (-18 por ciento)".

    "A ello ha contribuido no solo el mayor coste por la falta de subvención de la Comunidad, sino una disminución real del censo ovino de un 4,5 por ciento" en Castilla y León, explica al respecto