La cubierta vegetal de la sierra dificultó la extinción del fuego de Bustares

0
7

EFE.- En declaraciones a Efe, Condado ha explicado que el incendio se produjo en una zona de monte bajo compuesto principalmente por “gayuba”, que es un tipo de combustible que arde soterradamente y que muchas veces no produce humo ni llama pero que sigue ardiendo.

Por este motivo, hasta que ayer no se produjo una lluvia en la zona el incendio, no ha podido darse por extinguido técnicamente.

“Han sido muchos días desde que se dio por controlado el incendio hasta que se ha declarado extinguido, pero las circunstancias han sido excepcionales por el tipo de combustible”, ha remarcado el delegado de la Junta.

Según Condado, durante este tiempo patrullas del servicio de extinción de incendios y agentes forestales han vigilado para que no se produjera un rebrote de las llamas, que “en ningún caso habrían podido superar el perímetro establecido cuando se dio por controlado”.

El incendio comenzó el pasado 18 de julio a media mañana y quedó controlado el día 24 del mismo mes, tras afectar a unas 3.000 hectáreas, y ayer a las 21:00 horas se daba por extinguido 44 días después de que comenzara.

Según ha informado la Consejería de Agricultura en su página de información sobre incendios forestales, en las labores de extinción han participado 595 personas y 110 medios.