La Denominación de Origen del Vino de Toro ha alcanzado en el año 2016 una cifra récord de ventas al comercializar en el último ejercicio 11,7 millones de botellas amparadas por esta Denominación de Origen, lo que supone un incremento del 2,27 por ciento con respecto al año 2015.

Los datos, facilitados por el consejo regulador del Vino de Toro, indican que a lo largo del último año se comercializaron un total de 11.753.850 botellas, con un incremento en las ventas para el que se han sido claves los datos positivos del tercer trimestre y el crecimiento de la demanda de tintos jóvenes.

En total, se han vendido 9.468.850 botellas de vino tinto joven, 510.000 de blanco y 397.000 de rosado, según los datos manejados por la D.O. en base a las contraetiquetas solicitadas por las bodegas.

El balance es positivo porque aunque el aumento no es, muy significativo, rompe la tendencia de caídas al inicio de 2016

En las cifras finales de ventas del año también ha destacado la comercialización de vinos catalogados como “gran reserva”, que han pasado de 2.500 unidades en 2015 a las 15.000 botellas en 2016.

Según el presidente del Consejo Regulador de la D.O. Toro, Felipe Nalda, esta subida se debe a que “Toro es una zona de grandes vinos, que además tienen buena aceptación en ciertos segmentos del mercado”.

Los tintos “crianza” también han experimentado un incremento de casi el doce por ciento con respecto a 2015, con un total de 1.152.500 botellas comercializadas. Sin embargo, la venta de los vinos calificados como “reserva” ha decrecido en 15.000 botellas.

El balance global es para Felipe Nalda positivo porque el aumento conjunto pueda no parecer muy significativo, rompe la tendencia de decremento de los primeros meses de 2016.

El cambio se detectó principalmente en el tercer trimestre gracias principalmente a que el Vino de Toro se ha posicionado de cara a la campaña de Navidad y en la exportación, según fuentes de la Denominación de Origen.

Nalda ha subrayado que un salto cuantitativo importante de las ventas debe ir acompañado de un aumento en el mercado exterior, donde se deben consolidar los mercados existentes fuera de España y explotar nuevos nichos de mercado de países a los que no se exporta.

En la actualidad, en España se comercializa cerca del setenta por ciento de la producción del Vino de Toro, Denominación de Origen a la que pertenecen viñedos del entorno del río Duero del oeste de la provincia de Valladolid y del este de la de Zamora.

El año pasado, la Denominación de Origen Toro consiguió el Premio a la D.O. mejor valorada por el público en el Salón Peñín de los Grandes Vinos de España organizado por la Guía Peñín.

Durante el año 2017, el consejo regulador centrará parte de sus esfuerzos en sentar las bases de la ruta del Vino de Toro y en conmemorar el treinta aniversario de la Denominación de Origen.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here