La eliminación de las cuotas lácteas creará más volatilidad en el mercado y menores precios

0
5

         En su opinión, la oportunidad de aumentar la producción que trae consigo la eliminación de las cuotas asegura que va a depender de cómo se resuelvan tres asuntos de especial relevancia; en primer lugar, la mejora de la competitividad en la producción de leche, que deberá estar ligada a una mayor autonomía en la producción de forrajes, para lo cual se precisa disponer de más tierras; en segundo lugar, la capacidad de la industria para gestionar, procesar y colocar en el mercado estos aumentos de producción y, en tercer lugar, dependerá del establecimiento de una mayor estabilidad en las relaciones entre los productores de leche, las industrias y la distribución alimentaria para limitar los efectos de esa variabilidad en los precios.

Jornadas técnicas

      Las XII Jornadas Técnicas de Vacuno de Leche comenzó con la intervención del ingeniero agrónomo Antonio Callejo Ramos, que expuso los criterios fundamentales que hay que tener en cuenta a la hora de diseñar una instalación para vacuno de leche atendiendo a criterios de bienestar (descanso, alimentación, ventilación…) y de bioseguridad, así como el papel que la tecnología puede y debe tener en la adecuada gestión de una granja lechera, sobre todo en este momento en el que la tendencia es tener rebaños cada vez más grandes y en el que la observación permanente del ganadero a cada animal se hace más compleja.

Callejo Ramos dijo que el ganadero debe servirse de los diversos equipos que la actual tecnología ponen a su alcance para gestionar el rebaño, tales como las aplicaciones para la medición y el control de tiempos de ordeño o el uso de cámaras termográficas para medir la temperatura del animal y de los ensilados.

      A continuación fue el turno del doctor en Veterinaria Alejandro Fernández Fernández, que departió sobre la selección genómica desde la perspectiva más práctica para el ganadero. Fernández comenzó recordándole al auditorio que “el valor genético real de los animales es desconocido” y que la selección genómica consiste en su predicción utilizando la información de miles de genotipos. 

     El doctor en Veterinaria se refirió a ella como “la herramienta de mayor impacto sobre la eficiencia de la selección animal desarrollada en las últimas décadas”, ya que la fiabilidad de las evaluaciones genéticas aumenta considerablemente en aquellos animales que aún no disponen de prueba de progenie y es especialmente importante al considerar caracteres de baja herdabilidad como la fertilidad o la longevidad.

Desde la selección genómica a las rutinas de trabajo protocolarizadas

       El impacto de la selección genómica en las explotaciones ganaderas se materializa en el progreso genético de los rebaños al emplear mejores toros, así como en el incremento del mercado de vacas que puedan convertirse en posibles madres de sementales. Otros beneficios son que permite detectar animales élite dentro de la granja en un menor tiempo y permite realizar acoplamientos dirigidos desde la primera cubrición, con lo cual se mejora la gestión de la consanguinidad.

     Posteriormente volvió a intervenir el mexicano Juan Quezada para hablar, en esta ocasión, de los protocolos de trabajo que siguen en Milk Source (Wisconsin, EE. UU.), una empresa lechera con más de 28.000 vacas de producción repartidas en cinco establos, donde él desempeña el cargo de director  de Seguridad, Reclutamiento y Entrenamiento de los empleados, casi 500. 

    Quezada incidió en la importancia de la preparación y del entrenamiento constante de los trabajadores y en la necesidad de que las rutinas de trabajo (ordeño, alimentación, podología…) estén protocolarizadas, ya que es la forma de asegurar una constancia y un cumplimiento en la ejecución de las acciones.  Entre las rutinas que siguen en Milk Source ha destacado la importancia de la primera toma de calostro, que les suministran a los recién nacidos mediante una sonda para asegurarse de que ingieren la cantidad suficiente, así como la prohibición de gritarles, silbarles y, por supuesto, pegarles a los animales.

     Los siguientes protagonistas en el estrado del auditorio de la Facultad de Veterinaria fueron el holandés Rick Hoksbergen y el irlandés Tom Dunne, ambos pertenecientes a European Dairy Farmers (EDF). Esta asociación europea de ganaderos de vacuno de leche, integrada por unos 400 miembros, tiene como objetivo compartir el presente para mejorar el futuro a través del intercambio de experiencias y de conocimientos de forma directa, de ganadero a ganadero.

     El acontecimiento más importante de la asociación es su congreso anual, donde se exponen datos económicos con el objetivo de comparar costes entre países y se celebran conferencias, grupos de trabajos y visitas a ganaderías. El conocimiento global que se genera ayuda el ganadero a tener una visión más allá de su propia explotación y de su país, para así crear una percepción conjunta de futuro y diseñar la estrategia a seguir en su propia granja.